CDMX.- El Rey Carlos XVI Gustavo y la Reina Silvia de Suecia visitaron la sede de Aldeas Infantiles SOS en la Ciudad de México, una asociación sin fines de lucro que proporciona apoyo a largo plazo a niños que perdieron a sus padres o ya no pueden vivir con ellos.
Acompañados por un convoy de seguridad, llegaron en punto de las 10:30 de la mañana a la explanada de la Aldea, donde la Reina hizo un llamado a continuar defendiendo a la infancias.
«Es increíble estar aquí. Durante muchos años he tenido el privilegio de visitar las aldeas de varios países y debo decir que hacen un cambio significativo para los niños. Muchos de los niños bajo su cuidado han perdido a sus padres por diferentes razones, antes de llegar aquí estaban desprotegidos, sin educación.
«La importancia de las familias unidas es necesaria y no puede ser dejada en segundo término», sentenció.
La monarca se tomó un momento para dirigirse directamente a los niños que habitan el inmueble para dedicarles unas palabras en español.
«Quiero extender mi gratitud a Aldeas Infantiles por organizar esta visita y trabajar por los derechos de la infancia en México. Les deseo la mejor de las suertes en sus continuos proyectos. También quiero expresar mi más sincero agradecimiento a todos los niños y niñas aquí presentes. Su presencia brinda una alegría especial a esta reunión. Nunca pierdan la fe en ustedes mismos, ustedes son el futuro de México y del mundo», resaltó.
Los monarcas arribaron al País el lunes por la noche, con el objetivo de participar en diferentes eventos para consolidar las buenas relaciones entre Suecia y México, así como fortalecer los vínculos económicos y políticos, enfocándose en la innovación, la asociación, el comercio y la inversión. (Fernanda Torres/Agencia Reforma)