Staff
Agencia Reforma

LIMA, Perú.- Brasil toma las cosas calma, pues a pesar de haber goleado en su debut rumbo a Qatar 2020 sabe que la visita de hoy a Perú será completamente diferente.
La Selección verdeamarela sabe que el 5-0 frente a Bolivia del viernes pasado no es un reflejo de la exigencia que tendrá en las eliminatorias sudamericanas rumbo al próximo mundial, por lo que su técnico Tite no se confía de cara al duelo de esta tarde contra el cuadro inca.
“El desafío es diferente, con un equipo de nivel técnico superior, con un físico superior. Nos enfrentaremos a un oponente más fuerte en circunstancias más fuertes”, reconoció el estratega.
Los peruanos están motivados ya que iniciaron empatando a dos goles contra Paraguay en Asunción.
El partido se jugará sin público en las gradas del estadio Nacional de Perú, luego que las autoridades locales rechazaron el pedido de la federación peruana de tener asistencia limitada.