El que la mujer gane menos que el hombre es una forma de violencia y tiene que ver con una cuestión cultural, lo cual debe irse erradicando en la sociedad mexicana, así lo estableció la presidenta de la Asociación de Mujeres Empresarias Mexicanas, Elvia Alicia Jaime García.

En el marco de la sesión mensual de las socias de MEMAC, Jaime García, lamentó que la mayor parte de las mujeres al tener la misma capacidad y en ocasiones el mismo puesto que los hombres, no estén ganando lo mismo, lo cual tiene que ver con una cuestión de cultura, por lo que los empresarios tienen la responsabilidad de cambiar ello y se les debe considerar como iguales.

Asimismo, se refirió al rechazo al que se enfrentan muchas mujeres a ser contratadas por el hecho de estar embarazadas, afirmando que es claro que se van a embarazar, van a tener hijos, sin embargo están trabajando y están generando riqueza, por lo que no se puede frenar esa parte. “Creo que sí se hace todavía en el comercio informal y empresas que no están totalmente reguladas ni dentro de la formalidad, ahí se sigue dando, pero las empresas formales sí ya tenemos más conciencia de decir, las mujeres somos iguales y tenemos los mismos derechos”.

Ante el hecho de que en la actualidad sólo el 7% de las mujeres en el país ocupan puestos gerenciales, Elvia Alicia Jaime consideró que dicha brecha se va cerrando cada vez más, por lo que dijo que es una responsabilidad de las mujeres saber demostrar que tienen la capacidad y deben de buscar los espacios. “Por lo menos en el ámbito político ya hay un 50-50 y en las empresas, sobre todo las que están lidereadas por mujeres, debemos abrir más espacios para las mujeres. Es un camino, es un trayecto que creo que lo podemos lograr, hay que trabajar, hay que concientizar, y es cultura”.