La drogadicta que es señalada de haber causado la muerte a su propio hijo, un bebé de apenas 3 meses, a quien aparentemente tiró al piso y se golpeó fuertemente la cabeza., fue vinculada a proceso por el delito de homicidio doloso calificado.

Se trata de una joven de 25 años, cuya identidad no ha trascendido, pero que ya se encuentra recluida en el Cereso Femenil “Aguascalientes”.

El agente del Ministerio Público de la Unidad de Investigación Especializada en Homicidios de la Fiscalía General del Estado, decidió presentar la imputación por el delito de homicidio doloso calificado.

En base a las pruebas aportadas, un juez de Control y Juicio Oral Penal del Primer Partido Judicial la vinculó a proceso y además le impuso la medida cautelar de prisión preventiva.

Fue el pasado lunes 25 de octubre por la tarde, cuando una vecina encontró el cadáver del bebé en el interior de una carriola, mientras su mamá y otro sujeto se drogaban con metanfetamina.

Los hechos tuvieron lugar en un domicilio ubicado en la avenida Paseo de la Cruz, a la altura del Infonavit IV Centenario.

Hasta ese lugar llegaron policías preventivos de Aguascalientes, agentes del Grupo Homicidios de la PDI, personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales.

Las primeras investigaciones revelaron que el bebé de 3 meses, había muerto a consecuencia de un fuerte golpe en la cabeza.

Asimismo, ya tenía entre 48 y 72 horas de haber fallecido, al momento del hallazgo.

Sin embargo, la mujer estaba tan drogada, que creyó que su hijo estaba durmiendo y lo siguió paseando en la carriola.

Se presume que la drogadicta mató a su propio hijo, luego de que lo tiró al suelo y se golpeó fuertemente en la cabeza.

Cabe destacar que policías preventivos detuvieron a la sospechosa el mismo día de los hechos, pero debido al estado de intoxicación en que se encontraba por el consumo de metanfetamina, fue necesario su traslado a un hospital a recibir atención médica.

Una vez que recibió el alta médica, fue detenida en cumplimiento a una orden de aprehensión que fue girada en su contra.

¡Participa con tu opinión!