Una mujer que vendió una casa que no era de su propiedad y se gastó todo el dinero que había recibido por la operación de compra-venta, fue sentenciada a 9 años y 6 meses de prisión, tras ser encontrada penalmente responsable del delito de fraude.
Se trata de quien fue identificada como Graciela Alicia M. S., quien actualmente se encuentra recluida en el Cereso para Mujeres “Aguascalientes”.
Fue el titular del Juzgado Segundo Penal quien en base a las pruebas aportadas por la Fiscalía General del Estado, a través del agente del Ministerio Público adscrito a Juzgados Penales, quien dictó la sentencia condenatoria en contra de Graciela Alicia, además de imponerle el pago de un millón 044 mil 390 pesos, como reparación del daño a favor de la víctima que hizo la compra; así como al pago de 570 mil pesos, a favor de la propietaria de la vivienda vendida.
De acuerdo al expediente penal que se integró por el delito de fraude, fue el día 15 de septiembre del año 2012 cuando Graciela Alicia celebró un contrato de compra-venta de una finca ubicada en avenida José F. Elizondo. Se estipuló que el precio sería por la cantidad de 2 millones 855 mil 956 pesos.
Es el caso que la compradora le hizo entrega de un millón 718 mil 200 pesos, quedando en liquidar el resto una vez que salieran los documentos de la propiedad a su nombre. Sin embargo, la ahora sentenciada no contaba con ellos, ya que le hizo creer mediante engaños, que ella era representante de la propietaria del predio y tenía las facultades para poder venderlo.
Sin embargo, cuando la víctima logró contactar a la propietaria, ésta le informó que la vivienda no se encontraba en venta. Al ir a reclamarle a Graciela Alicia y solicitarle la devolución de su dinero, ésta solamente le regresó una parte, quedando pendiente por liquidar un millón 044 mil 390 pesos, por lo que al negarse a devolver el resto, la víctima decidió denunciarla por fraude ante la Procuraduría General de Justicia del Estado.