Antonio Baranda
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- En medio de la tercera ola de Covid-19, la Secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, reiteró ayer que es impostergable el regreso presencial a las aulas.

“Sabemos que la pandemia ha transformado las dinámicas sociales, ha adquirido matices que no hubiéramos siquiera imaginado previamente, sin embargo, toda crisis conlleva oportunidades, ahora es importante avanzar con decisión en aspectos cotidianos que son indispensables para el bienestar integral de la sociedad”, señaló.

En una reunión virtual con gobernadores, la funcionaria argumentó que no se puede pasar los alto que la pandemia ha tenido fuertes impactos en el ámbito familiar.

Acompañada de miembros del gabinete, la Secretaria urgió a los estados a actuar en unión y con solidez para “atajar” la nueva ola de la pandemia.

“Como gobierno a nivel estatal, a nivel municipal y a nivel federal es importante demostrar nuestra unión, nuestra solidez para enfrentar esta nueva ola como un frente sólido”, planteó.

Sánchez Cordero subrayó que no sólo es necesario el regreso “estratégico” y seguro de las actividades educativas presenciales, sino también de las actividades económicas.

El subsecretario Hugo López-Gatell anunció que la educación se considerará actividad prioritaria y esencial, es decir, puntualizó , que no “estará sujeta a restricciones” aun cuando haya color rojo del semáforo epidemiológico.

En la sesión estuvieron los gobernadores de Sonora, Aguascalientes, BCS, Chiapas, Durango, Edomex, Guanajuato, Guerrero, Hidalgo, Morelos, NL, Querétaro, QR, SLP, Tabasco, Tlaxcala, Veracruz y Zacatecas.