Este sábado Naomi Osaka y Victoria Azarenka se verán las caras en busca de levantar el título del Abierto de Estados Unidos, lo que representaría el tercer Grand Slam para cualquiera de las dos; por un lado está la explosividad y juventud de la japonesa, y por el otro, la experiencia y resistencia de la bielorrusa.
Dicho encuentro comenzará a las 15:00 horas, tiempo de México; Naomi Osaka llega como favorita al ser una de las mejores tenistas del momento, ya que su juventud le ha dado la oportunidad de ganar importantes títulos a su corta edad de 23 años.
Sin embargo, Victoria Azarenka viene de eliminar a Serena Williams en la ronda pasada, por lo que no será una rival fácil para Osaka; aunque la bielorrusa ha padecido de varios problemas físicos en los últimos años, al grado de retirarse en instancias finales de torneos.
Este enfrentamiento entre Osaka y Azarenka se pudo haber dado hace un par de semanas en la final del Master de Cinccinati, pero la bielorrusa decidió no jugar la final por problemas físicos, ya que no quiso arriesgar su participación en el US Open, dándole el título a la nipona.
Esto significa que su última final en donde sí jugó Victoria se remonta hasta el 7 de abril del 2019, en donde jugó la final del Abierto de Monterrey ante Garbiñe Muguruza, en donde también se retiró a mitad del partido por molestias.
Esto sin duda ha afectado mucho a Azarenka en los últimos meses, por lo que incluso estuvo a punto de retirarse del tenis profesional a sus 31 años; pero ahora tratará de dar un segundo aire en su carrera y qué mejor que con un título de Grand Slam ante una gran rival.
El palmarés de ambas es bastante diferente, Naomi Osaka recién comienza su carrera y cuenta con apenas 5 títulos WTA, aunque dos de ellos son Grand Slam, siendo el US Open del 2018, en donde venció a Serena Williams, y el Australian Open del 2019, derrotando a Petra Kvitová.
Mientras que Victoria Azarenka ha levantado 21 títulos en el circuito profesional, siendo dos Grand Slams; ambos los consiguió en Australia en 2012 y 2013, derrotando en la final a Sharápova y Na Li, respectivamente. En los mismos años perdió la final del US Open, ambas contra Serena Williams, así que el día de hoy tratará de tomar revancha y ganar posiblemente el trofeo más significativo de su carrera.