Iván Sosa
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-La Organización Mundial de la Salud (OMS) sugirió la reducción de limites aceptables de contaminantes respirados. Sin embargo, en el Valle de México no se cumplen los umbrales establecidos por las normas vigentes, expusieron autoridades y expertos ambientales.
«En la Zona Metropolitana del Valle de México en 64 por ciento de los días del año se rebasó el umbral de ozono en ocho horas. En la práctica, la normatividad vigente dice que ese nivel no debería ser rebasado ni una sola vez al año», expuso el director de Investigación de Calidad del Aire, Rodolfo Iniestra.
Hace 30 años se desconocían los efectos de respirar contaminación, pero la ciencia comprobó los daños en la salud, más allá del sistema respiratorio. Con base en 25 estudios recientes, la OMS actualizó en septiembre los umbrales permisibles, expuso Rodolfo Riojas, investigador del Instituto Nacional de Salud Pública (INSP).
En agosto, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) aprobó renovar las normas mexicanas, en algunos casos sin actualización en los 27 años recientes, planteó la subdirectora del organismo, Alejandra Martínez.
En ozono, la OMS recomendó reducir la exposición a una hora durante el año a 60 microgramos por metro cúbico. En tanto, en la Ciudad la contingencia se detona a partir de los 186 y la norma por emitirse plantea disminuir a 176.
«Los estudios de series cronológicas indican un aumento de la mortalidad diaria de 0.3 a 0.5 por ciento por cada incremento de 10 microgramos por metro cúbico en las concentraciones de ozono durante ocho horas, por encima de 70 microgramos», citó Martínez.
La contaminación por partículas menores de 10 micras (PM10) marcada como tolerable por la norma vigente es superada en la Ciudad 36 por ciento de los días del año y las PM 2.5 son rebasadas en ocho por ciento de los días, agregó Iniestra.
«La OMS encontró que a niveles tan bajos como cuatro microgramos por metro cúbico se empiezan a encontrar efectos de exceso de mortalidad por PM 2.5 y determinó bajar el límite aceptable de PM 2.5 de 10 a 5 microgramos, una reducción de 50 por ciento», subrayó Riojas.
El coordinador de la Comisión Ambiental de la Megalópolis (Came), Víctor Hugo Páramo, anunció que en breve será presentado el Programa para mejorar la calidad del aire del Valle de México, con acciones para reducir la contaminación por partículas y ozono.
«Las medidas que se contemplan para las PM 2.5 tienen que ver con los principales emisores, todo el sector transporte, sobre todo de carga, que funciona con vehículos diesel», dijo Páramo.