Abel Barajas
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Un juez federal ordenó la aprehensión del empresario Miguel Alemán Magnani, por una presunta defraudación fiscal de 66.3 millones de pesos, en su calidad de vicepresidente de la aerolínea Interjet.
La petición de captura fue presentada el pasado fin de semana por la Fiscalía General de la República, con base en una denuncia presentada a su vez por la Procuraduría Fiscal de la Federación el 11 de febrero.
En ella se establece que el empresario, como directivo de Interjet, omitió el pago del Impuesto Sobre la Renta (ISR) retenido por concepto de salarios, correspondiente a diciembre de 2018.
El delito imputado a Alemán prevé la prisión preventiva de oficio, por lo que de ser detenido, no podría llevar su proceso en libertad.
Lo que sí le permite la ley es solicitar a Hacienda negociar un acuerdo reparatorio.
Javier Mondragón, abogado de Alemán Magnani, afirmó que Interjet pagó mil 200 millones de pesos al fisco a través de una interventora, por lo que la orden de captura corresponde a impuestos que ya fueron saldados.
Además, acusó que la FGR nunca giró un citatorio para que el hijo del ex Gobernador tuviera la posibilidad de defenderse, mucho menos tuvo acceso a la investigación.