Confirma el Instituto de Servicios de Salud del Estado de Aguascalientes (ISSEA) los primeros casos de dengue en la presente temporada. Miguel Ángel Piza Jiménez, precisó que en total son cinco casos autóctonos los detectados de momento, tanto en el municipio de Calvillo como en la capital. Todos los afectados son personas adultas.

El titular de los servicios médicos en la entidad precisó que los casos detectados recientemente no son de peligro para los contagiados. Sin embargo, se actuó conforme se establece en los protocolos de atención. Descartó que exista una alerta de pánico, no obstante, llamó a adoptar las medidas de prevención. Informó que el ISSEA lleva a cabo labores de fumigación y la colocación de ovitrampas. Además, se cuenta con tratamiento para atender cualquier contingencia y vigilancia epidemiológica.

“El riesgo existe con un solo caso (…) En estos momentos tenemos cinco casos, no quisiéramos tener ninguno pero estamos trabajando para que no se nos salgan de control”, indicó. Piza Jiménez agregó finalmente que con la intención de reducir mayores riesgos por futuros casos de dengue, la recomendación es evitar en esta temporada salir a lugares endémicos del vector que transmite el dengue, es decir, zonas costeras y lugares donde se concentra alta humedad.

SÍNTOMAS
Las personas deben de acudir a revisión médica ante la presencia de síntomas como dolores articulares y musculares, fiebre o erupciones en la piel, ya que de no tratarse se pueden desencadenar hemorragias.

Los síntomas aparecen después de un periodo de 4 a 7 días. Se presentan como:

  • Fiebre
  • Dolor de huesos
  • Dolor de cabeza intenso (en la frente)
  • Dolor de ojos (que se incrementa al moverlos)
  • Erupción en la piel (parecida al sarampión)
  • Náuseas
  • Vómito
  • Insomnio
  • Prurito (comezón)
  • Falta de apetito
  • Dolor abdominal

En casos graves:

  • Hemorragia
  • Convulsiones a causa de la fiebre
  • Deshidratación severa

Fuente: IMSS

¿QUÉ ES UNA OVITRAMPA?

De acuerdo al Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades (CENAPRECE) de la Secretaría de Salud del Gobierno Federal, una ovitrampa es un “dispositivo hecho de un bote plástico de color negro (…) recubierto sobre el borde de agua con una papeleta de pellón o papel filtro. Se usa para colectar huevos de vectores de dengue como Ae. aegypti o Ae. albopictus y es la medida de elección para monitorear poblaciones y riesgos entomológicos de transmisión”.