Víctor Fuentes y Rolando Herrera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Y después de 528 días de estar encarcelada salió libre.
La Suprema Corte de Justicia de la Nación le puso un alto al Fiscal Alejandro Gertz y liberó ayer a Alejandra Cuevas Morán, presa desde octubre de 2020 en la cárcel femenil de Santa Martha Acatitla, por el supuesto homicidio doloso de Federico Gertz Manero.
Además, por unanimidad canceló la orden de aprehensión contra su madre, Laura Morán Servín de 94 años de edad, y quien fuera pareja de Federico Gertz Manero durante 52 años.
La absolución de Cuevas y Morán es un duro golpe para Alejandro Gertz Manero, quien durante siete años empleó todos los recursos a su alcance para perseguirlas por la muerte de su hermano, y en 2020, cuando ya era titular de la FGR, logró que la Fiscalía General de Justicia (FGJ) de la CdMx presentara la acusación por homicidio contra ella y su hija, lo que fue avalado por jueces del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) capitalino.
Luego de tres horas de discusión, en la que resolvió absolver a su madre, Laura Morán, la Corte requirió solo media hora para eliminar la acusación contra Cuevas, de 68 años, quien de inmediato salió de prisión.
La resolución aclaró que, en derecho penal, no existe la figura de «garante accesoria» que la Fiscalía General de Justicia de la CdMx imputó a Cuevas, y que avalaron los jueces locales.
El Ministro José Luis González Alcántara incluso propuso que la Corte reconociera que Cuevas sufrió «una afectación injustificada por parte de los órganos del Estado a su derecho de libertad personal».
En ese sentido, dijo, debiera reconocérsele el carácter de víctima de violación de derechos humanos y pudiera acceder a mecanismos de reparación integral conforme la Ley General de Víctimas.
La Fiscalía capitalina emitió un comunicado donde dijo respetar la decisión de la Corte y aseguró que las acciones que había emprendido contra Cuevas «han sido revisadas por el Poder Judicial, quien es garante de su legalidad y constitucionalidad».
En una tarjeta informativa la FGJ indicó que se presentaron pruebas pero que los juzgadores son quienes adoptan las resoluciones mismas que pueden ser revisadas, perfeccionadas o reconsideradas a lo largo del proceso penal.
Añadió que su actuación «es autónoma y no obedece a intereses personales, no fabrica culpables ni delitos, ni genera acuerdos al margen de la Ley».

‘Gertz, me hubiera sepultado en la cárcel’
«No sabía ni qué era Santa Martha», dice ya libre Alejandra Cuevas.
«¿No sabe usted qué es Santa Martha? Pues es la cárcel de mujeres», le dijeron hace 528 días quienes la detuvieron.
«Horrible. Yo no tenía idea. Es el inframundo», comenta luego de encontrarse con sus hijos.
Previamente en las puertas de la prisión dijo: «Sin ustedes (la prensa) el Fiscal, Alejandro Gertz, me hubiera sepultado para siempre en la cárcel con un delito que él fabricó».
Con información de Alfredo Lecona

¡Participa con tu opinión!