Claudia Guerrero 
Agencia Reforma

CDMX.- El Presidente López Obrador aseguró que la mayor parte de los recursos de los fideicomisos sin estructura orgánica que se liquidaron serán destinados al pago de deuda pública para evitar que se incremente.

“Mi recomendación es que en la distribución de los recursos se consideren cuatro propósitos, cuatro necesidades básicas, primero con esos recursos fortalecer los programas sociales, proteger a los pobres; segundo, que esos recursos ayuden a la reactivación económica, los créditos, todo lo que vaya orientado a impulsar la industria de la construcción, que permite reactivar pronto la economía y generar empleos; lo tercero es apuntalar a Pemex por la caída en los precios del petróleo.

“Y el cuarto concepto es pagar deuda, les diría que a este concepto vamos a destinar la mayoría de los recursos porque no queremos que se incremente la deuda, queremos hacer todo o posible para mantener el compromiso, seguir cumpliendo de que no haya aumento en la deuda pública, esto es contrario a lo que se hacía antes, de que lo primero es pedir créditos, entonces no queremos eso, podemos reunir en total, solo de fideicomisos y fondos alrededor de 250 mil millones de pesos, estaríamos hablando como de un punto del PIB”, indicó en su conferencia mañanera.

Ayer, el Mandatario ordenó a todas las dependencias del Gobierno federal liquidar los fideicomisos sin estructura orgánica y concentrar en la Tesorería todo el dinero que se recupere, a más tardar el 15 de abril.

La mayoría de ellos son recursos que Secretarías de Estado reservaron en sexenios anteriores y no habían sido usados.