Las cuadrillas de la Secretaría de Obras Públicas del Municipio capitalino no se dan abasto para tapar la infinidad de baches que han aparecido por toda la ciudad a causa de las lluvias y de la mala calidad que se emplea en los materiales con los que se pavimentan calles y avenidas. En algún momento tocará el turno a este desperfecto que la cámara de El Heraldo captó cerca del cruce de las calles Vivero de la Floresta y Caudillos, en el fraccionamiento Casa Blanca. Para mala suerte de los vecinos, la prioridad suelen ser las principales vías de tránsito de la ciudad y no las calles secundarias.