Jesús Alejandro Aizpuru Zacarías

 

Fausto Vallejo, el mismo que hasta hace poco se desempeñaba como Gobernador de Michoacán, quien después de solicitar licencia en varias ocasiones, (mismas que aprobó la legislatura de aquel estado de forma irresponsable) y al no tener más alternativa se vio obligado a separarse del cargo de forma definitiva, y por fin le hizo un bien a su estado, hoy se encuentra inmiscuido en un problema sumamente serio, tras darse a conocer un video en el que aparece su hijo mayor, Rodrigo y el líder de Los Caballeros Templarios, Servando Gómez Martínez La Tuta.

La agencia de noticias michoacana Quadratín difundió el video, en el cual, se observa a Rodrigo y La Tuta en una amena charla, como quien platica con sus amigos, al «calor» de unas frías cervezas (de hecho puede verse que bebe algunas Tecate Light) conversan de una forma tan despreocupada sobre nuevos mecanismos de comunicación y de trabajo ante las ausencias su padre, en aquel entonces gobernador.

Debemos recordar que tras la elección de 2011 en la que resultó victorioso Fausto Vallejo, la Senadora Luisa María Calderón Hinojosa Cocoa, denunció la injerencia de la delincuencia organizada en el triunfo de su contrincante (como siempre, parte de la sociedad y algunos medios «chayoteados», se preocuparon por descalificar la declaración y tildarla de falaz), me resulta ingenuo pensar que el señor Vallejo desconociera de este tipo de encuentros entre su primogénito y La Tuta, no es la primera vez que gente cercana a su gobierno se encuentra relacionada con este personaje, basta con recordar a Jesús Reyna (actualmente recluido), quien se desempeño como su Secretario de Gobierno y hasta fungió como Gobernador tras las ausencias de Vallejo. Sin embargo, tal pareciera que Fausto Vallejo gobernaba dormido y todo sucedía sin que se diera cuenta, tras las acusaciones del funcionario, Vallejo se deslindó totalmente de Reyna y salió «limpio», algo verdaderamente indignante.

El video muestra una relación cercana y de confianza entre La Tuta y Rodrigo, pero muestra aspectos mucho más preocupantes e indignantes. En un extracto de la videograbación del hijo de Vallejo expresa que su padre había sufrido varios trasplantes de órganos, sin embargo, no quería dejar el poder (olvidó que era un servidor público, y que el gobierno es para servir, no para servirse), además, reconoce que en el estado había tres gobernadores: su padre, Chucho Jesús Reyna, y Guillermo Guzmán, el Jefe de Gabinete.

Por su parte La Tuta revela que el diputado federal priista Alfredo Anaya Gudiño se acercó a él para ver la posibilidad de ser gobernador interino, mientras que la senadora del PAN, Luisa María Calderón Hinojosa, y el actual presidente de la Junta de Coordinación Política en San Lázaro, Silvano Aureoles Conejo, del PRD, operaron en su contra, también hace referencia a Jesús Zambrano (Presidente Nacional del PRD) a quien describe como: «el más hijo de su puta madre».

Rodrigo Vallejo Mora, habla sobre la estrecha relación de Guillermo Guzmán con su padre y de lo «alienado» que estaba Memo, en el video se puede apreciar como los funcionarios del gobierno de Fausto Vallejo y el mismo Vallejo gobernaban de la mano del capo, algo sumamente lamentable.

El video muestra la cara de un gobierno totalmente corrupto, una administración nauseabunda e irresponsable, funcionarios totalmente alejados de la sociedad, cobijados por la delincuencia organizada y solapados por una legislatura cómplice de actos tan viles como estos, es una prueba fehaciente de la forma de gobernar de la delincuencia organizada, quien gobierna de facto a través de funcionarios corruptos, deja en evidencia los vínculos entre Los Caballeros Templarios y la familia Vallejo.

Las autoridades deben actuar en consecuencia, asumir su responsabilidad, se lo deben a Michoacán. El Gobierno de la Republica está llevando a cabo acciones directas para recuperar la seguridad y restablecer el estado de derecho, es por ello que debe investigar al ex-gobernador Vallejo, a su hijo y a todo funcionario con probables vínculos con la delincuencia organizada, debe ser congruente y llegar hasta las últimas consecuencias y hasta el más alto nivel.

Michoacán necesita recuperar la confianza en las autoridades, un estado que se encontraba en agonía, pedía ayuda a las autoridades, mientras éstas, gobernaban conjuntamente con la delincuencia, requiere del apoyo de sus gobernantes, Michoacán no puede ser abandonado, es tiempo de ser congruentes, es necesario que se realicen las investigaciones, y en consecuencia fincar o deslindar responsabilidades, solo así, se podrá recuperar la confianza y restablecer el estado de derecho, pero sobre todo se dejará de manifiesto el compromiso y el actuar responsable del Gobierno Federal.

Les agradezco el favor de su lectura y atención. Los espero, una vez más, la próxima semana.