Maestros y estudiantes de la Universidad Panamericana Campus Bonaterra, se alistan para poner en órbita un nanosatélite, que realizará diversos estudios atmosféricos. Respaldados por la Agencia Espacial Mexicana, han logrado signar un acuerdo con el Instituto Tecnológico de Massachusetts para cristalizar este proyecto.
El equipo del campus Aguascalientes está integrado por el profesor Javier Rodríguez, Santiago Sánchez, Bernardo Calabrese y José Macías, quienes se encuentran al igual que el resto de sus compañeros del campus, en la Ciudad de México en la etapa de planeación.
El nanosatélite, que aún no tiene fecha precisa del lanzamiento y pudiera tardar hasta tres años antes de estar en órbita, levantará información durante doce meses. En este periodo, se sondearán a detalle las condiciones de la contaminación espacial actual para evitar un contratiempo de impacto y determinar el lugar preciso que conviene para la colocación del aparato en órbita.
Actualmente se trabaja en la etapa de planeación del nanosatélite, donde diversos equipos que mantienen comunicación entre sí trabajan en áreas específicas de programación, navegación, control, entre otros aspectos técnicos.
Los ingenieros José Macías y Bernardo Calabrese reconocieron que haber sido considerados para este proyecto representa un enorme reto y oportunidad para su carrera profesional. “Este proyecto es muy importante, no solamente para la Universidad a nivel académico, sino incluso a nivel nacional”, apuntó Macías.
Si bien la misión en su mayoría está integrada por ingenieros, también hay abogados que formarán parte de la hazaña. Santiago Sánchez explicó que su principal encomienda es buscar la legalidad y darle agilidad a la burocracia de todo lo que implica el proyecto. “No puede ser cualquier abogado postulante… hago muchas cosas, desde generar los trámites que requiere un satélite, cuestiones de aduana y hasta de la Sedena, por los componentes que se necesitan para el satélite, seguros y otros aspectos legales”, explicó.