Rolando Herrera 
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El Presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que «es un timbre» de orgullo el que el Gobierno de Dina Boluarte haya declarado persona «non grata’ al Embajador mexicano en Lima, Pablo Monroy, quien hoy acudió a la mañanera.

«Es un timbre de orgullo que se declare a nuestro Embajador una persona non grata por estar cumpliendo la misión de salvar vidas y hacer valer nuestra política exterior, lo mejor de nuestra política exterior, que es el derecho de asilo», dijo.

En conferencia desde Villahermosa, el Mandatario federal refrendó que la familia de Pedro Castillo, que está exiliada en México, contará con todo su apoyo.

«No están solos, ese es el mensaje para el Presidente Castillo y para todos los ciudadanos del Perú».

Monroy regresó ayer a México luego que el Gobierno peruano que le puso un plazo de 72 horas para salir de ese país.

En su participación, Monroy destacó que, al frente de la Embajada, pudo velar por el bienestar de los mexicanos en Perú y dar asilo a la familia del despuesto Pedro Castillo.

«Pudimos dar protección y resguardar a su familia», subrayó.

Monroy, quien le entregó sus cartas credenciales al ex Presidente Pedro Castillo, fue el encargado de recibir en la Embajada a la familia del ex Mandatario y hacer las gestiones para otorgarles asilo político.

La noche del martes, acompañó a Lilia Paredes, esposa de Castillo, y a los hijos de ambos Arnold y Alondra, al aeropuerto internacional de Lima y los embarcó para que pudieran viajar a México.

Además de coordinar el asilo de la familia de Castillo, Monroy también gestionó la salida de decenas de mexicanos que quedaron varados en Perú tras las protestas que se generaron por el encarcelamiento de Castillo y dio asistencia algunos connacionales que se quedaron sin recursos en algunas ciudades turísticas.

Monroy es licenciado en derecho por la Universidad Iberoamericana y maestro en Derecho Internacional por la Universidad de Nueva York. Ingresó a la Secretaría de Relaciones Exteriores en 2003 y es miembro de carrera del Servicio Exterior Mexicano desde 2010.

El miércoles, el Presidente Andrés Manuel López Obrador consideró que la declaración de persona «non grata» y la expulsión de Monroy fueron decisiones arbitrarias del Gobierno de Dina Boluarte.