El día de mañana los Rayos de Necaxa recibirán a las Águilas del América en su partido correspondiente de la jornada 3, en donde los rojiblancos tratarán de sumar sus primeros puntos del torneo.
A pesar de que se enfrentarán el superlíder y el colero de la liga, podría haber sorpresas con base a los últimos resultados entre estas dos escuadras, ya que las águilas no han podido derrotar a Necaxa desde febrero del 2019, mientras que en liga los Rayos mantienen un invicto ante América desde abril del 2017.
El último enfrentamiento entre Rayos y Águilas se dio el pasado 29 de febrero del presente, partido correspondiente al Clausura 2020, mismo que semanas más tarde se decretaría como suspendido debido a la pandemia del COVID-19.
En dicho encuentro, los Rayos mostraron una de sus mejores versiones en lo que va del año, goleando al América en el Estadio Azteca por un marcador de 0-3 con un doblete de Mauro Quiroga y un gol más de Juan Delgado Baeza.
Para el 2019, las Águilas tampoco pudieron doblegar a los de Aguascalientes en los dos torneos, ya que en el Apertura quedaron empatados por un marcador de 2-2, mientras que en el Clausura los Rayos volvieron a sorprender a los azulcremas en CDMX con un triunfo de 1-3.
Sin embargo, en dicho año también se vieron las caras en Copa, siendo América el ganador en ambos encuentros; derrotaron 1-2 a Necaxa en Aguascalientes e hicieron lo propio en el Azteca por un marcador de 3-1 el pasado 5 de febrero del 2019, siendo ésta la última victoria de América sobre Necaxa.
No obstante, la mala racha de las Águilas en liga frente a los rojiblancos se extiende un par de años más, en el 2018 los rayos vencieron 2-1 al América en Aguascalientes y empataron 1-1 en el Azteca; mientras que en el 2017, los comandados por Ambriz vencieron 0-1 al Amércia en el Azteca para el torneo apertura.
El último triunfo de América sobre Necaxa en la liga data desde el 12 de abril del 2017, perteneciente al torneo Clausura 2017, en donde las Águilas vencieron por la mínima a Necaxa en el Estadio Victoria; y desde entonces, han sido seis partidos seguidos sin poder vencer a los de Aguascalientes.