Este lunes el equipo de Cardenales FC viajó a Zapopan para medirse a Diablos Tesistán en partido correspondiente de la Jornada 13 del torneo regular. El conjunto rojizo llegaba con la esperanza de una victoria que los catapultara dentro de los primeros tres puestos de la clasificación, sin embargo, la desconcentración defensiva hizo pagar caro al equipo que tuvo que venir de atrás en el marcador peleando por sacar un buen resultado.
Apenas al minuto 16 los locales se fueron arriba aprovechando un rebote en la zona defensiva, a partir de ahí Cardenales tomó la batuta del partido yendo con todo por el empate hasta que al 36′ Kevin Escobedo metió un buen pase filtrado que Luis Escobedo definió igualando los cartones.
Parecía que el partido podría ganarse, pero en el inicio del segundo tiempo otro error defensivo puso a los Diablos arriba en la pizarra, el gol cayó duro para Cardenales que no se pudo levantar rápidamente del gol en contra, concediendo otra anotación al 60′ que ponía las cosas cuesta arriba. Aún así, Cardenales apretó el acelerador y Luis Escobedo logró recortar distancias al 65′ aprovechando que Tesistán jugaba con diez por una expulsión. A pesar de que Cardenales estuvo encima todo el resto del partido el gol del empate no cayó y el conjunto aquicalidense terminó perdiendo por marcador de 3-2, lo que significó su cuarto descalabro del torneo. El conjunto rojizo se estanca en 24 unidades, mientras que los Diablos llegan a 27 escalando a la cuarta posición, mientras que Cardenales se quedará por lo menos una semana en el sexto sitio.