Un par de sicarios perpetraron un triple homicidio en calles del Ejido Las Cumbres, tras agredir con armas de fuego a dos hombres y una mujer que perdieron la vida en el lugar de los hechos. Los pistoleros lograron darse a la fuga corriendo con rumbo desconocido.

Elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del municipio de Aguascalientes fueron los primeros en atender el reporte, pero a pesar de ello no se logró detener a ninguna persona involucrada en los homicidios.

Las personas que perdieron la vida en esta agresión armada, fueron dos hombres y una mujer que respondían a los nombres de Jesús Gerardo, Plácido Leonardo y Blanca, quienes presentaban varias heridas producidas por proyectiles de arma de fuego en diferentes partes del cuerpo.

Fue a las 21:00 horas cuando se reportó a los servicios de emergencia que sobre la calle Cumbre de Juquila y esquina con la calle Mártires del Río Blanco, en el Ejido Las Cumbres, se habían escuchado varias detonaciones por arma de fuego y al parecer había personas lesionadas.

Al sitio arribaron momentos después los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del municipio de Aguascalientes, quienes encontraron en el interior de un vehículo Ford, en color gris, los cuerpos sin vida de un hombre y una mujer. Asimismo, en el interior de un domicilio, se localizó un tercer occiso del sexo masculino.

Se reportó que minutos antes, los tripulantes del vehículo se encontraban platicando con la tercera persona que perdió la vida, cuando repentinamente llegaron caminando dos sujetos desconocidos vestidos de negro, que sin mediar palabra alguna comenzaron a disparar sus armas de fuego.

El hombre y la mujer que se encontraba dentro de la unidad de motor perdieron la vida de manera instantánea. Mientras que el otro individuo, trató de escapar corriendo y se metió a su domicilio, pero fue alcanzado por los agresores y también lo ultimaron con las armas de fuego.

Al lugar de los hechos se presentó el secretario de Seguridad Pública del municipio de Aguascalientes, comisario Antonio Martínez Romo, quien encabezó el operativo de búsqueda de los agresores, pero no se corrió con suerte para poder detenerlos. Más tarde arribó personal de la Fiscalía General del Estado encabezado por el agente del Ministerio Público para guiar las diligencias correspondientes.