La Policía Vial de Aguascalientes llevó a cabo, en la noche del sábado 24 y madrugada del domingo 25 de diciembre, el llamado “Operativo Alcoholímetro”, que tiene como finalidad el reducir accidentes automovilísticos provocados por personas que conducen en estado de ebriedad y de esta forma salvar vidas.
Varias células aleatorias integradas por policías viales, policías preventivos y personal médico, colocaron filtros en varias de las principales avenidas de la ciudad, donde se realizaron un total de 1 mil 598 pruebas a conductores, tanto particulares como de transporte público.
De esa cantidad, 21 personas resultaron positivas para alcoholemia, por lo que fueron detenidas y trasladadas a la Dirección de Juzgados Cívicos Municipales, en el Complejo de la Secretaría de Seguridad Púbica Municipal de Aguascalientes.