Agentes del Grupo Homicidios de la Policía de Investigación, lograron la captura de un hombre que mató de un golpe a un alcohólico crónico, durante una riña registrada el pasado 6 de julio en el fraccionamiento Ruiseñores, en el municipio de Jesús María.
Se trata de quien fue identificado como Ramiro, de 25 años, mismo que ya se encuentra recluido en el Cereso para Varones “Aguascalientes”.
Un Juez de Control y Juicio Oral Penal del Quinto Partido Judicial con sede en el municipio de Jesús María, lo vinculó a proceso por el delito de homicidio doloso en riña, cometido en agravio de un hombre de 53 años.
Fue en la madrugada del pasado 6 de julio, cuando un joven identificado como Luis, de 24 años, caminaba por avenida Ruiseñores, en el fraccionamiento Ruiseñores, cuando al pasar a la altura de las canchas de basquetbol encontró a un hombre tirado en el suelo e inconsciente, por lo que llamó a los servicios de emergencia.
Al lugar de los hechos acudieron policías estatales y policías preventivos de Jesús María, además de una ambulancia del ISSEA, agentes del Grupo Homicidios de la PDI, personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales.
Habitantes de la zona, señalaron que la víctima era un alcohólico crónico que le gustaba deambular por ese sector, además de señalar que cuando andaba bajo los influjos de las bebidas embriagantes su comportamiento era muy agresivo.
La necropsia reveló que esta persona había muerto de un traumatismo craneoencefálico severo, producto de un golpe en la cabeza. Se presumió que había caído accidentalmente y se había golpeado contra el suelo.
Sin embargo, las investigaciones realizadas por agentes del Grupo Homicidios de la PDI, permitieron establecer que la víctima caminaba por avenida Ruiseñores y al llegar a las canchas de basquetbol se encontró con un grupo de jóvenes que se encontraban jugando y a quienes, aparentemente, comenzó a insultar sin motivo alguno.
Es el caso que Ramiro se acercó para tranquilizarlo, pero debido a la actitud violenta ambos sostuvieron un altercado, cuando repentinamente el ahora imputado le propinó un golpe en el rostro y provocó que el alcohólico cayera al piso de espaldas y se golpeara la cabeza. Al percatarse que quedaba inconsciente, todos los jóvenes huyeron del lugar.
Agentes del Grupo Homicidios de la PDI lograron ubicar y detener a Ramiro en el poblado del Ejido San Ignacio, en el municipio de Aguascalientes, en cumplimiento a una orden de aprehensión y fue llevado ante el Juez de Control, quien lo vinculó a proceso por el delito de homicidio doloso cometido en riña, además de imponerle la medida cautelar de prisión preventiva y dio un plazo de dos meses para el cierre de la investigación complementaria.