El día de ayer el Tottenham y Arsenal protagonizaron el partido más interesante de la jornada en la Premier League, el conjunto de José Mourinho se quedó con el derby del norte de Londres con un triunfo de 2-0, en donde Son Heung-Min y Harry Kane fueron los anotadores el encuentro.
El partido más atractivo de la fecha 11 en la liga inglesa se disputó en la casa del Tottenham, después de mucho tiempo este increíble estadio pudo recibir a algunos aficionados, como parte de la reapertura en los estadios de Inglaterra.
El primer tanto del partido llegó apenas a los 13 minutos del partido, el coreano Son Heung-Min controló el esférico desde los tres cuartos de cancha, avanzando hasta los linderos del área por la parte izquierda del campo; y al no recibir marca alguna de los Gunners, el asiático se dispuso a disparar con dirección al ángulo contrario, firmando un golazo para poner arriba a su equipo.
Después de varias jugadas de los Spurs que no dieron frutos, así como un par de llegadas del Arsenal, todo parecía que el marcador iba a quedar 1-0 en la primera parte, pero Harry Kane llegaría al filo del descanso para marcar el 2-0, con un golazo de “campana”, tras una asistencia de Heung-Min.
A pesar de que los Gunners trataron de sacar al menos un punto de la casa de los Spurs, al final el encuentro quedó 2-0 a favor del cuadro de José Mourinho, por lo que el Tottenham sigue siendo el líder de la tabla con 24 puntos, igualando al Liverpool, aunque contando con una mejor racha goleadora.
Quienes completan los puestos de Champions en Inglaterra son Chelsea y Leicester City, en quinto lugar ya aparece el Manchester United y en sexto el Manchester City, desplazando poco a poco a los equipos que habían dado la sorpresa en las primeras jornadas, tales como West Ham, Southampton y Everton.
El Arsenal sigue en situación preocupante, ya que con la derrota de ayer ya ocupan el lugar número 15 de la tabla, aunque sin riesgos de descenso hasta el momento, pero sí con riesgos de no ingresar a Europa.