Mientras su esposa salió a la farmacia para comprar un medicamento, un comerciante decidió escapar por la puerta falsa y se quitó la vida al descerrajarse un disparo con arma de fuego en la cabeza.
Los lamentables hechos ocurrieron ayer a las 14:30 horas, en un domicilio de la calle Almería. El ahora occiso respondía al nombre de Gerardo y contaba con 58 años de edad.
Los elementos de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal de Aguascalientes y paramédicos acudieron al mencionado domicilio y confirmaron el deceso del quincuagenario, quien presentaba una herida producida por proyectil disparado con arma de fuego en la cabeza.
La esposa del ahora occiso de nombre Luz María, señaló que Gerardo estaba enfermo y a raíz de lo anterior comenzó a notarlo muy triste. Ayer por la tarde acudió a una farmacia para comprarle su medicamento, dejándolo solo por algunos minutos.
Pero al regresar lo encontró tirado en el suelo sobre un charco de sangre, además de que a un lado del cuerpo estaba un arma de fuego. A fin de realizar las diligencias correspondientes, se presentó al lugar de los hechos el agente del Ministerio Público de la Fiscalía General del Estado.