A nueve días de que tengan lugar las elecciones que algunos califican como “históricas”, es difícil definir quiénes de los participantes son los menos protervos, a partir de la definición que hacen los partidos de sus adversarios, porque si se ajusta estrictamente a los que exponen unos de otros resulta que ninguno es digno de recibir el voto.

La propaganda política se ha ido a los extremos, en una competencia abierta de ver quién denigra más al otro, lo que es una invitación a pensar dos veces antes de acudir a las urnas. Es hasta cierto punto irracional que los mismos que andan limosneando el apoyo social sean los principales promotores del abstencionismo, un cáncer que parece incurable.

Lo que en un principio se consideró necesario para que los partidos dieran a conocer sus propuestas y que llevó a que se promulgara tiempo gratuito en los medios electrónicos, lo han convertido en un espacio de descrédito y estigma, de desprecio hacia las mínimas normas de urbanidad, por lo que habría que rendirle un homenaje al creador del promocional que haya generado más insultos en un tiempo mínimo.

Los morenistas afirman que los “enemigos del pueblo” están en los partidos que pretenden una vuelta al pasado y recobrar los espacios que perdieron en 2018, lo que de darse, aseguran, los beneficiados con los programas que ha emprendido la actual administración perderían.

Por su parte el panismo en voz de su dirigente, sostiene que no sólo van a respetar las acciones que tienen lugar sino que restablecerán las que estuvieron vigentes hasta antes de la llegada del lopezobradorismo, mientras que el priismo ratifica que fue una mala decisión haber elegido al actual gobierno, por lo que buscan que haya un equilibrio en la Cámara de Diputados como paso necesario para acotar los excesos del Ejecutivo.

Los petistas invocan por el fortalecimiento de la actual situación, al aseverar que priistas y panistas sólo buscan hacerse del poder para regresar a los niveles de corrupción que hubo en sus respectivos sexenios, sin embargo callan que como partido-satélite ha sabido sacar provecho al grado que uno de los propietarios del partido volverá a ser -por enésima ocasión– diputado federal.

Por su parte, en el Movimiento Ciudadano presumen ser los únicos impolutos, porque tratándose de priistas, panistas y perredistas y los demás “istas” no son dignos de tomarse en cuenta, máxime que representan un pasado de corrupción y que lo peor de todo es que todavía hace poco eran enemigos jurados y hoy andan juntos, pero callan mencionar que el MC está plagado de ex priistas, empezando por su líder moral hasta el dirigente local, lo mismo que el candidato a presidente municipal, por citar sólo lo más visible.

Los spots en radio y televisión estaban destinados para ser un sistema de divulgación de las propuestas y de qué manera podrían resolver los problemas que aquejan al tejido colectivo, pero en lugar de aprovechar esa gratuidad la han utilizado para deshonrar a la política, que a estas alturas los ciudadanos están hartos de escuchar los “mensajes” que se producen en cantidades industriales.

Indubitablemente que todos quieren ganar, pero le están apostando a la no participación ciudadana, tal vez como una estrategia que les permita entrar por la puerta de atrás a la administración pública y a la representación popular, por lo que no paran en mientes para lograr su propósito.

OTRA LISTA NEGRA

Los taxistas-choferes opinan que así como los dueños de las unidades pretenden crear una “lista negra” de los choferes malportados, también debe haber una de concesionarios que abusan de la necesidad de los operadores, al exigirles la liquidación completa pese a que hay jornadas de poca actividad.

Varios de ellos señalaron que el año pasado fue uno de los más desastrosos para esta actividad, debido a que se canceló la asistencia a las escuelas y se restringió al máximo la movilidad social, por lo que hubo días en que el ingreso no alcanzaba ni siquiera para pagar la liquidación y para ellos fueron jornadas en que trabajaron sin entrada alguna, pero lo peor fue que algunos concesionarios les exigían la entrega completa y al no lograrlo quedaba como deuda.

“Ellos no perdían, uno era el amolado, por lo que había de dos sopas, seguir como ruletero o bajarse del carro. En mi caso yo me aguanté porque tengo más de quince años en esto y ya no estoy en edad de buscar otro trabajo, pero los compañeros más jóvenes sí se bajaron”, dijo Humberto, que entre risas aseguró que sí tiene los dos apellidos pero pidió que se omitieran por aquello de las represalias.

Hace unos días, el presidente de las Asociaciones Unidas del Gremio Taxista del Estado de Aguascalientes, Óscar Romo Delgado, planteó integrar una relación de los operadores que se dedican “a la rotación de patrón en patrón”, lo que aprovechan, dijo, para “robarse las liquidaciones, los vehículos y los accesorios”, por lo que solicitarán el apoyo de la Coordinación de Movilidad, que con base en los datos que aporten bloqueen los gafetes o la expedición de repuesto.

Con ello se pretende hacer una depuración total y se queden sólo aquellos que han mostrado ser responsables. Aseguró que sí hay quienes solicitan trabajo, pero su único propósito es “perderse con las liquidaciones, refacciones, baterías y dejar la unidad abandonada, y luego se dan su tiempo y vuelven a entrar con otro patrón y así sucesivamente”.

El dirigente sostuvo que les preocupa que se den estas prácticas sin que exista alguna forma de evitarlas, de ahí que con una “lista negra” se evitará que los vuelvan a contratar, además de que son personas que ponen en riesgo a los pasajeros, por ello la petición a las autoridades para que hagan un frente común y terminar de una vez por todas con esta situación, dejándolos definitivamente fuera del trabajo taxista.

Don Humberto aseguró que es una idea que tiene tiempo que se escucha, pero piensa que también debe haber una “lista negra de concesionarios”, en que aparezcan aquellos que no les importa que la jornada estuvo deplorable y por ello exigen el pago total de la liquidación y son los mismos que se niegan a que el vehículo vaya a reparación pese a las condiciones mecánicas en que está, que no quieren cambiarle de llantas no obstante que éstas “patinan de tan usadas”. Al mismo tiempo consideró que la Coordinación de Movilidad debe aplicar una tarifa única de liquidación, con lo que se acabaría la costumbre de que cada concesionario imponga la que le plazca.

“Sí, yo estoy de acuerdo en eso de la lista negra, pero que sea para las dos partes ‘¿o qué?”, puntualizó.

MÁS URBANOS

La construcción de nuevos fraccionamientos y espacios comerciales exige la ampliación de los servicios públicos, principalmente de transporte urbano, por lo que a la par que se autoriza ese tipo de obras debe considerarse la adquisición de más unidades y la creación de rutas, lo que evitará los problemas tan comunes que primero se habita la nueva colonia y después de un tiempo se busca dar respuesta a las demandas ciudadanas. En la sesión de la Comisión Estatal de Desarrollo Urbano y Ordenamiento Territorial que tuvo lugar el pasado 14 de mayo, el gobernador del Estado aseguró que en este sexenio “se ha promovido una planeación urbana ordenada, como lo requiere Aguascalientes”, sentando las bases para el diseño de estrategias responsables, ordenadas y pensadas en el futuro. Es indudable que así es, sólo que debe vigilarse porque todos los servicios urbanos estén incluidos, como es trasporte público, seguridad pública, limpia, suministro adecuado de agua potable, etc., con lo que los nuevos asentamientos humanos sean ejemplo de organización. El mismo requerimiento es para las nuevas colonias que se construirán en otros municipios, cerrándose el círculo vicioso de que primero se ocupan y después de un tiempo se busca solucionar los problemas colectivos que registra, cuando éstos deben de ir a la par que se hace la edificación. La planeación sirve no sólo para la construcción, sino como atender las necesidades que habrá una vez que se vendan los inmuebles.