Los industriales de la panificación en la entidad han alcanzado el 85% promedio de ventas estables, en esta temporada alta que corre desde las festividades por el Día de Muertos hasta la Rosca de Reyes.
Así lo señaló el ex presidente del gremio, Eliazar Cruz Barba, al referir que tanto por las festividades señaladas como por el periodo de frío, la industria del pan vive en esta época el mejor nivel de producción, ocupación y ventas de todo el año.
“El ciclo, sin embargo, vive sus propios altibajos, pues su arranque es conforme a la baja generalizada de temperaturas que no siempre coincide en fechas de un año a otro; a veces el frío se tarda, a veces se va de manera temprana”.
Se trata de una relación estrecha que marca los niveles de consumo de pan, especialmente dulce, pues cuando hace un poco de frío inmediatamente las familias acuden al pan y lo acompañan con bebidas calóricas.
“La actividad es exactamente a la inversa en cuanto inicia el tiempo de calor, de tal manera que es el termómetro el que nos va indicando la dinámica de esta actividad productiva que en Aguascalientes alcanza a por lo menos medio millar de negocios de toda dimensión en el conjunto del estado”.
Al respecto, el ex presidente de la Cámara Nacional de la Industria Panificadora en Aguascalientes (Canaimpa), detalló que esta temporada inició en buen momento, pues las semanas frías empezaron en octubre y vinieron las festividades del Día de Muertos con días de venta al 100%.
“Algunas bajas regulares repuntaron después con el inicio de diciembre que en su primera quincena fue muy activa, no así la segunda, pues las ventas aunque fueron regulares, no sobrepasan los niveles ya que las familias tienen muchas otras cosas que comprar, incluso alimentarias”.
Esa circunstancia, aunada al periodo vacacional de las escuelas, disminuyó las ventas promedio hasta en un 50% durante las últimas dos semanas del pasado mes.
Ello, sin embargo, se compensa con el arranque del año y la producción masiva de roscas de reyes que se venden por miles, con cada vez más variaciones, si bien la tradicional receta es la que prevalece en el grueso de las panaderías.
“La expectativa inmediata se mantiene positiva, pues mañana vuelven los infantes a las aulas y eso eleva las ventas que se mantendrán estables hasta que termine la cuaresma, que también invita mucho al consumo de productos de pan y con la Feria 2019 vendrá de nuevo la temporada baja”, concluyó.