Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-La representación Comercial de Estados Unidos anunció que pidió a México una revisión de la situación en la planta Teksid Hierro, en Coahuila, del fabricante de automóviles Stellantis debido a que presuntamente se negaron los derechos colectivos de los trabajadores.
Se trata de la cuarta queja que el Gobierno estadounidense presenta en el marco del T-MEC, después de los casos de Tridonex, General Motors y Panasonic.
«Seguimos utilizando el Mecanismo Laboral de Respuesta Rápida del T-MEC para defender los derechos de los trabajadores y seguimos comprometidos a trabajar de cerca con el Gobierno mexicano», dijo la representante comercial Katherine Tai.
En tanto que el Secretario del Trabajo de EU, Marty Walsh, comentó que esperan continuar con la colaboración con México para proteger los derechos de los trabajadores a elegir a su representante sindical de manera libre.
México cuenta con 10 días para notificar si realiza o no la revisión.

¡Participa con tu opinión!