Siguen sin ver la suya los distintos hoteles del país con la pandemia, los cuales registran pérdidas de hasta un 70% y siguen sin poder recuperarse, aunado a la falta de apoyo del Gobierno Federal hacia este sector, a pesar de que le solicitaron una reducción de impuestos, destacó el presidente nacional de la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles, Juan José Fernández Carrillo.
Afirmó que la situación de los hoteles y moteles en el país es complicada y particularmente este sector se ha visto muy lastimado ya que han sido prácticamente dos años de pérdidas consecutivas tanto el 2020 como el 2021 y siguen sin alcanzar la recuperación, aunado a que el país está inmerso en la tercera ola de la pandemia, lo cual les afecta grandemente porque los grandes aforos en los hoteles no están permitidos, ya que dependiendo de los semáforos, debe haber ciertos porcentajes de ocupación. “Se visualizaban muchas cosas para este año, pero nunca llegamos a pensar que íbamos a estar en una nueva ola en esta pandemia que nos está lastimando grandemente y las pérdidas son enormes”.
Recalcó que las cargas operativas de los hoteles siguen siendo las mismas con o sin pandemia y no han podido alcanzar un punto de equilibrio si no tienen cierta ocupación y si bien no es lo mismo en todas las regiones del país, a final de cuentas la carga económica es la misma para todos y las pérdidas son generalizadas tanto en el norte, sur y centro del país.
Ante este panorama, Fernández Carrillo dijo que desde que inició la pandemia la Asociación Mexicana de Hoteles y Moteles buscó el apoyo de la autoridad federal, a la cual le solicitaron alguna reducción de impuestos, sin embargo no ha habido ningún tipo de ayuda, a pesar de que el turismo es uno de los grandes generadores de divisas en el país. Por lo anterior, recalcó que el sector hotelero en el país sigue luchando día a día, “viendo cómo vamos a tratar de hacer ofertas, paquetes y hasta cerrando secciones de hoteles. No hemos querido despedir personal, pero en algunos lugares se han visto en la necesidad porque no se puede y no sale ni para los sueldos”.