Tendrá Necaxa larga espera

La aventura oficialmente terminó para Necaxa, que no pudo coronar una excelente temporada con su pase a la liguilla, luego de caer 2-1 ante Pachuca el pasado domingo por la noche, siendo eliminado en el play-in del Clausura 2024.
Con la eliminación, los Rayos se convirtieron en el noveno equipo que se va de vacaciones en la Liga MX y tendrán que ver la liguilla desde casa. Lo más interesante es que los Rayos tendrán aproximadamente dos meses fuera de competencia oficial y cerca de un mes de vacaciones.
El inicio del Apertura 2024 todavía no tiene fecha, pero se estima que sea en los primeros días de julio, lo que tendrá una actividad doble, pues se vivirá la segunda edición de la Leagues Cup a finales del mismo mes.
Estos dos torneos serán un reto para Necaxa, que deberá cerrar filas a nivel directivo para buscar replicar el buen papel que se tuvo en el primer semestre del año. La continuidad de Eduardo Fentanes al frente del equipo es un hecho, y ahora lo importante será el armado del plantel.
Temas como la compra definitiva de José Paradela y la retención de jugadores como Diber Cambindo, Alexis Peña, Ezequiel Unsain y Ricardo Monreal serán primordiales durante las próximas semanas, además de la elección de los refuerzos que lleguen durante el verano, que es la ventana de transferencias más movida del año.
Lo que sobrará es tiempo para los altos mandos de los Rayos, que pudieron confirmar que, con un buen proyecto, el equipo puede competir ante los mejores de la Liga MX, y tratarán de montar otra buena planeación en este tiempo sin actividad oficial para el próximo semestre, buscando la ansiada liguilla.