Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- México podría enfrentar un panel de controversias y hacerse acreedor a represalias comerciales si no sale bien librado de las consultas que Estados Unidos y Canadá interpusieron, bajo el marco del T-MEC, por desacuerdos con la política energética mexicana.
Así lo advirtió el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco), el cual aseguró que para evitar un conflicto es indispensable que se cumpla a la letra lo establecido en el Tratado.
El Instituto destaca que el descontento parte de las acciones de política pública y regulatorias del Estado mexicano para beneficiar a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y a Pemex en contra de las empresas estadounidenses del sector energético.
De acuerdo con Imco, el Gobierno estadounidense reclama que la política energética de la actual administración viola las disciplinas a las que el Estado mexicano se comprometió en el T-MEC, particularmente en capítulos como acceso a mercado, inversión y empresas propiedad del Estado.
La solicitud de EU fue hecha por la Oficina del Representante Comercial de Estados Unidos (USTR, por sus siglas en inglés).
Por la noche, la Secretaría de Economía informó que también recibió del Gobierno canadiense la solicitud formal de consulta sobre la Ley de la Industria Eléctrica mexicana.
El proceso de consulta tarda máximo 75 días. Si los países no llegan a un acuerdo, pueden solicitar un panel de solución de controversias, integrado por tres o cinco panelistas elegidos a partir de una lista pre-aprobada por los países miembros del Tratado.
El panel tendrá un plazo de 150 días para emitir un reporte inicial y 30 días extras para presentar el final.
La Secretaría de Economía será la encargada de coordinar la defensa del Estado mexicano,
Ante esta situación, el Consejo Coordinador Empresarial aseguró que las organizaciones del sector privado mexicano estarán al pendiente del diálogo entre gobiernos y reiteró su disposición a colaborar y apoyar al Gobierno mexicano.
«Estamos abiertos a un diálogo franco, constructivo, abierto con EU para ver de qué forma podemos encontrar esos lugares donde podamos estar satisfechos los dos», afirmó la subsecretaria de Comercio Exterior, Luz María de la Mora.
En tanto, diversos gremios empresariales de Estados Unidos, elogiaron las medidas de la USTR de solicitar consultas de resolución de disputas con México sobre el sector energético por considerar que son violatorias, alarmantes y discriminatorias a la inversión.
Con información de Diana Gante y Verónica Gascón