Sineli Santos/ Agencia Reforma

CDMX. -El apodo de Lando «NoWins» ya no le queda al reciente ganador del GP de Miami.

Después de 5 años en la Fórmula Uno y 109 carreras completadas, el británico al fin logró subir a lo más alto del podio gracias a su talento, al monoplaza que le dio McLaren y a las estrategias de boxes.

«En la fábrica han hecho un trabajo increíble y desearía estar allí para saltar con ellos. Sólo necesitamos mantener los pies en la tierra y seguir realizando actualizaciones. Mucho crédito para mi equipo de liderazgo», dijo Zak Brown, jefe del equipo de Woking.

Antes de su histórica victoria, el piloto de 24 años cargó con la maldición del escalón prohibido al no poder llegar a la primera posición en varias oportunidades.

De hecho, Lando ocupaba la cima del récord negativo de conductores con más podios (15) sin probar las mieles del éxito, pero con su triunfo, Norris le heredó su lugar al alemán Nick Heidfeld, quien registró 13 Top 3 del 2000 al 2011.

Así como el originario de Bristol, hay otros conductores que tardaron más de lo esperado en conseguir el triunfo.

SERGIO PÉREZ / 190 GPS

La primera victoria de Checo en la Máxima Categoría fue épica porque acababa de romper su relación laboral con Racing Point después de siete años.

Además, en aquella carrera en Sakhir 2020, tuvo una colisión con el Ferrari de Charles Leclerc que lo mandó de la quinta a la última plaza.

Pérez aprovechó los despistes de los Mercedes y ofreció una limpia batalla con Max Verstappen, de Red Bull.

Así, aseguró su lugar en el equipo de las bebidas energéticas.

CARLOS SAINZ / 150 GPS

El madrileño sumó su primer triunfo en el tradicional GP de Gran Bretaña 2022.

Contra todo pronóstico, Sainz Jr. se apuntó la pole un día antes, pero perdió la ventaja en la arrancada al colocar neumáticos medios, pues su rival, Max Verstappen, puso los blandos en el Red Bull, y lo rebasó sin complicaciones.

El accidente de Guanyu Zhou calmó los ánimos, Carlos aguantó y el neerlandés perdió ritmo por una pinchadura y daños en el fondo.

MARK WEBBER / 130 GPS

El australiano sufrió para cruzar en primer lugar la bandera a cuadros del GP de Alemania 2009 al enfrentarse a la lluvia y a una sanción de último momento por cruzar la calle de boxes.

La competencia con Jenson Button y Rubens Barrichello, y Sebastian Vettel, su compañero en Red Bull, era intensa, por lo que era necesario tener como un benéfico adicional como fue la pole position.

Para los austriacos fue un triunfo doble con la segunda plaza de Vettel.

RUBENS BARRICHELLO / 124 GPS

El piloto brasileño palomeó uno de los milagros que más necesitaba durante su estadía en la Máxima Categoría.

Al terminar el GP de Alemania 2000 su rostro se llenó de lágrimas y a la vez de sonrisas, mientras recibía el trofeo que lo acreditaba como ganador.

Barrichello no tenía altas expectativas en el circuito de Hockenheim al salir desde el cajón 18, no obstante, la lluvia jugó a su favor a bordo de su Ferrari y conquistó el lugar más alto del podio.

JARNO TRULLI / 117 GPS

Durante el GP de Mónaco 2004, el italiano logró su primera y única victoria en su trayectoria en la F1.

A bordo del Renault, Trulli estuvo imparable en el circuito callejero y se quedó con la posición de privilegio y probó que Michael Schumacher no eran invencibles como se creía.

Los múltiples accidentes que se presentaron no le afectaron, por el contrario, le ayudaron a concentrarse, pues la mayoría de los competidores estaban una vuelta detrás.