La pandemia ocasionada por el coronavirus ha orillado a la Secretaría de Seguridad Pública del Estado a implementar un nuevo esquema de convivencia familiar a favor de los internos, que permita reducir riesgos de posibles contagios.

Su titular, Porfirio Sánchez Mendoza, detalló que desde las últimas dos semanas, las personas recluidas pagando condenas, han tenido la oportunidad de entablar comunicación con sus familiares por medio de videollamadas.

Tras la suspensión de visitas presenciales en los Ceresos de la entidad, y con la finalidad de que durante la presente pandemia los internos puedan seguir teniendo comunicación con sus respectivos familiares, se determinó aprovechar la tecnología, incrementándose las llamadas telefónicas y se implementaron los mecanismos para que las personas al interior de los Centros de Reinserción Social de El Llano, Aguascalientes, Femenil y en el Centro Estatal para el Desarrollo del Adolescente, pudiesen comunicarse con sus familiares y verlos a través de la pantalla.

Para ello, la Dirección General de Reinserción Social realiza un listado en el cual van programando las videollamadas diarias, efectuándose en un horario de 09:00 a 13:00 horas y de 15:00 a 17:00 un módulo a la vez, de manera que toda la población penitenciaria tiene acceso a este proyecto, el cual se desarrolla en total apego a sus derechos humanos.

Para ello se gestionaron los apoyos para obtener más equipos de cómputo y diademas con micrófono para poner en marcha este proyecto y que las personas privadas de su libertad, pudieran entablar comunicación con sus seres queridos mediante videollamadas.

Cabe mencionar que esa modalidad se mantendrá hasta en tanto existan las condiciones necesarias para permitir nuevamente las visitas familiares, que se espera sea en el corto plazo, por lo que ya se analiza la posibilidad de hacerlo de manera permanente, sobre todo para quienes tienen familiares en otros estados o incluso en otro país.