Jorge Ricardo
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Presidente López Obrador supervisó un tramo de construcción del Tren Interurbano Ciudad de México – Toluca, que heredó del Gobierno de Peña Nieto, que está terminado en un 70 por ciento de la obra civil.

En un video que publicó en internet, el responsable de la obra de 90 mil millones de pesos, Manuel Gómez Parra, informó que ya están terminados los primeros 41 kilómetros de obra civil, que representan el 70 por ciento del proyecto.

«Tenemos un avance en vía catenaria del 50 por ciento, esta actividad en los primeros dos tramos estará terminada entre diciembre de 2022 y enero de 23 por la parte del equipamiento. Nos faltaría concluir los tramos pendientes de 17 kilómetros, que es el tramo a cargo principalmente de la Ciudad de México», indicó.

Añadió que han terminado cuatro estaciones de las siete, que las dos de la Ciudad de México están en proceso, en Santa Fe y Vasco de Quiroga, y que el próximo año se iniciará la estación terminal de Observatorio, sin embargo, el responsable no precisó el nuevo avance general, que en agosto se reportó en 70.5 por ciento.

En el video sobre la supervisión privada, López Obrador también estuvo acompañado por la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, y el Gobernador mexiquense, Alfredo del Mazo, y el Secretario de Comunicaciones, Jorge Arganís.

«Acabamos de tener una evaluación, estuvieron también los responsables de la obra por parte de las empresas, que están cumpliendo, ahí vamos avanzando, queremos inaugurar este tren a finales del 2023», dijo el Presidente.

El tabasqueño afirmó que al final de su gobierno habrá cerca de 2 mil kilómetros de trenes, mil 500 de ellos sólo del Tren Maya, y reprochó que antes se hayan abandonado los trenes de pasajeros.

¡Participa con tu opinión!