La cabalística jornada 13 llegó para las Centellas de Necaxa quienes han tenido un complicado Apertura 2022 a lo largo de los últimos meses al no poder conseguir buenos resultados, lo que ha mandado al equipo al último sitio de la clasificación. Este jueves, Necaxa recibió a su similar de Santos en el Estadio Victoria, buscando su segundo triunfo del año, mismo que no llegó nuevamente por errores puntuales.
Gerardo Castillo inició con Valeria Martínez, Lucía Muñoz, Karen de León, Fanny Grano, Sahiry Cruz; Alejandra Guerrero, Dayán Fuentes, María Acosta, Nikkole Teja, Samantha Calvillo y Mariana Ramos. El partido apenas comenzaba cuando Mariana Ramos hizo de las suyas al impactar un disparo casi desde tres cuartos de cancha que, aunque no fue potente ni tan colocado, tomó por sorpresa a la arquera visitante que al estar desubicada vio cómo la pelota terminó en el fondo para poner adelante a Centellas con el quinto gol en la campaña para Ramos.
Necaxa trató de manejar la ventaja y seguir con el control de la pelota, pero el balón parado fue enemigo de las locales cuando, al 29, un tiro libre desde la izquierda del campo terminó en las redes gracias a un centro elevado de Alexandra Ramírez, que techó a Valeria Martínez en un buen gol que empató la pizarra. Ya en la segunda mitad, Centellas presionó para conseguir el gol de la ventaja y al 63 consiguieron un penal. Fanny Grano tomó la pelota cobrando a su derecha, la arquera de Santos adivinó y aprovechó la poca potencia del disparo evitando el gol de Centellas.
Esa jugada marcó el destino del partido, pues ninguno de los dos bandos pudo imponer condiciones el resto del tiempo, terminando con una igualada a un gol que le sirve de poco a Centellas, que seguirá en el fondo de la clasificación con siete unidades. Cabe destacar que el partido terminó con una bronca entre las escuadras y también significó el partido 100 de Karen de León con las Centellas.