Érika Hernández 
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO: El INE lleva 222 casillas canceladas por problemas comunitarios o de inseguridad en 10 estados, por lo que 126 mil 93 ciudadanos votarán fuera de sus comunidades.

De las 519 que estaban en riesgo de instalación en Chiapas, hasta el momento 108 no se instalarán, afectando a 60 mil 577 chiapanecos.

Por cuestiones de violencia serán Chicomuselo, con 45 casillas canceladas, Pantelhó 28, Bellavista 3, Ocozocuautla de Espinosa 2 y Villaflores 1, donde se ubican 44 mil 375 electores.

El resto están en San Cristóbal, Tila, Amatenango, Altamirano y Honduras de la Sierra, por conflictos políticos, sociales y agrarios.

En Michoacán se ha mantenido en 88 el número de casillas canceladas, las cuales involucran a 54 mil 195 ciudadanos.

Los municipios involucrados son: Charapán, Cherán, Chilchota, Nahuatzen, Paracho, Quiroga, Aquila, Carpinteros, San José, Turícuaro, Tingambato, Uruapan, Ziracuaretiro y Jarácuaro.

En Nayarit no se instalará la casilla 350 básica por motivos de inseguridad.

En Nuevo León son tres las afectadas, con 727 votantes, una de ellas por inseguridad y dos porque ningún ciudadano quiso ser funcionario de casilla.

En Oaxaca de las 199 en riesgo van nueve: San Mateo del Mar, Santo Domingo Platanillo, Zimatlán y Benito Juárez.

Por razones de inseguridad, en Sinaloa se bajó la casilla 576E ubicada en Tuxcuxiapa, Badiraguato, tierra del narcotraficante Joaquín «El Chapo» Guzmán, donde votarían 181 personas, deberán acudir a una mesa contigua.

Dos en Tlaxcala, en Chihutempan, y una en la Ciudad de México, pues la Defensa Nacional no permitió la instalación de una mesa receptora de votos en el Campo Militar 1.

También por la violencia que prevalece en el Municipio de Jilotlán de los Dolores, Jalisco, no se instalarán cinco casillas de las localidades de La Loma, Tazumboz y Rancho Nuevo, donde votarían 2 mil 280 personas. Deberán trasladarse a la mesa del centro del municipio.

Mientras que en Colima, en el municipio de Coquimatlán tampoco se colocarán tres casillas, por la presencia del crimen.

Hasta la semana pasada, el INE tenía en riesgo 808 casillas, aún continúan las negociaciones en algunas localidades.