En ocasión del Día de las Madres, el Centro de Integración Juvenil en Aguascalientes reportó un subregistro en el uso de sustancias relacionadas con la benzodiacepinas por parte de las mujeres, amas de casa y mamás, quienes usan estos medicamentos en momentos de ansiedad y estrés, incluso lo combinan con el consumo de alcohol en una modalidad escondida en el hogar.
Mario García Martínez, director del CIJ, detalló que las benzodiacepinas se relacionan con medicamentos como el tafil, clonazepam, Diazepan, es decir son pastillas ansiolíticas e hipnóticas, y aquí se encuentran involucradas muchas jefas de familia.
Este subregistro se atribuye principalmente al estrés y a la gran cantidad de tareas que tienen las mujeres en el hogar y las exigencias que se le plantean en los diferentes ámbitos de su vida, y en la mayor parte de los casos no se les retribuye con valoración por parte de la familia, mucho menos tiene un apoyo económico y no se ha comprendido esa situación.
“Es tiempo de que se comience a pensar que el trabajo en casa debe ser pagado para enseñar la valoración a estas tareas tan importantes para que haya respeto y comprensión por parte de todos los integrantes de cada uno de los hogares”, enfatizó.
El titular del CIJ detalló que cuando las mujeres beben en el hogar se relaciona tambien con la presencia de un marido alcohólico o bien que tienen producto para consumir de modo constante.
Agregó que las mamás que beben tienen regularmente hijos adolescentes, parece ser que la crianza de estos menores suele ser estresante para las mujeres.
Con respecto a las mujeres que sí se tiene información sobre la ingesta de bebidas embriagantes, Mario García sostuvo que lo hacen para sortear el estrés que viven día a día, así como la falta de validación hacia la mujer.