Érika Hernández
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La ofensiva de Morena contra los consejeros del Instituto Nacional Electoral (INE) subió de tono con la difusión de nuevos spots y el envío de una carta que se dirigen en particular a Lorenzo Córdova y Ciro Murayama.

Según se acusa en un video publicado el martes, ambos atentan contra la democracia y la libertad de expresión, por ordenar al Presidente Andrés Manuel López Obrador respetar la veda electoral, como corresponde a todos los servidores públicos.

El spot es parte de la campaña que inició el partido contra los consejeros electorales hace dos semanas, por lo que todos los días en sus cuentas de redes sociales publican videos o imágenes con frases contra ellos y el INE.

En el difundido desde el martes en redes sociales llaman corruptos al INE y a los consejeros.

“El INE no se conforma con quitarnos nuestras candidaturas de manera arbitraria, ahora quieren censurar al Presidente y seguir haciendo el trabajo sucio del PRIAN.

“Córdova y Murayama atentan contra la democracia y libertad de expresión, le dan al pueblo una prueba más de que están en contra de la transformación. Si no van a cumplir su papel de árbitro imparcial, que se afilien a un partido”, afirman.

Ese video, como los anteriores, no ha sido presentado al INE para ser colocado en los tiempos oficiales de radio y televisión de Morena, por lo que sólo se transmite en internet.

En el spot de ayer, Morena compuso una canción al PRI y al PAN, acompañada por un minuto de imágenes del INE y de los consejeros cuestionados.

“El PRI no se cansa de robar, delinquir y estafar, pero ya se acabó. Sin PRI, ya podemos descansar, en el bote estará. El PAN sin militantes quedará, un alcalde, un senador tras las rejas están. El PRI, ya no puede cambiar, es inútil pensar que ya no robarán”, dice la canción.

En imágenes, el video arranca con la frase “Lo que el INE no ve”, y se asegura que para los consejeros algunas cosas merecen pena máxima, y otras simplemente pasan desapercibidas.

Por ejemplo, dicen, en 2018 se negó a multar al PRI por las tarjetas de salario rosa y el financiamiento ilícito a la campaña de Alfredo del Mazo en el Estado de México.