Al igual que en la rama femenil, la rama varonil tuvo todas sus finales este sábado. Cada categoría tuvo las semifinales por la mañana y, a partir de la una de la tarde, comenzaron los duelos por los diferentes campeonatos. En esta rama, sí hubo un estado que sobresalió sobre el resto, con Sonora consiguiendo dos campeonatos de los tres disponibles, además de un tercer lugar y, además, tuvo mayor mérito al eliminar a Aguascalientes en una semifinal.
Fue precisamente la rama más chica la que logró el primer campeonato. Sonora venció a Aguascalientes en la semifinal de la 2007, mientras que la Zona Noroeste se impuso 55-40 sobre Chihuahua, firmando así la gran final. El partido definitivo estuvo cargado sólo sobre un lado; Sonora dominó a placer y se dio el lujo de descansar a sus titulares en los últimos minutos en lo que fue una paliza 60-36 sobre la Zona Noroeste, asegurando su primer oro.
En la 2006, la historia se repitió. Primero, Baja California consiguió su pase a la final, venciendo fácilmente 62-33 a Veritas Latinoamérica y Sonora también tuvo un sencillo pase, pasando por encima de la Zona Noroeste por 50-34. La final sí estuvo más apretada, con momentos para ambas quintetas, pero, nuevamente, Sonora, impulsada por su afición, cerró la victoria en el cuarto periodo, consiguiendo un 57-46 que fue suficiente para llevarse su segundo primer lugar en la rama varonil, mientras que Veritas Latinoamérica obtuvo el tercer puesto.
Ya para culminar con los campeones, en la 2005, Chihuahua se despachó a Sonora 57-51 en las semifinales, terminando con el sueño sonorense de coronarse en todas las categorías. En la otra semifinal, el Estado de México se impuso 51-46 sobre la Zona Noroeste. La gran final fue apretada hasta los últimos instantes en lo que fue la final más emocionante del día; por muy poco, el Estado de México se erigió como el campeón 40-36 sobre Chihuahua, mientras que Sonora superó a la Zona Noroeste en el partido por el tercer lugar con lo que estuvieron presentes en los podios de las tres categorías que se abrieron.
Así, llegó a su final el Festival Gallos 2021, que resultó ser todo un éxito, siendo el primer magno evento nacional que tiene el baloncesto en Aguascalientes luego de la pandemia, demostrando que, con organización y disciplina, las duelas pueden volver a encenderse.