Suman ya siete las personas detenidas por los incendios masivos a vehículos que se registraron el sábado por la noche y madrugada del domingo, en varios puntos del oriente y sur de la ciudad.
Hasta el momento, en la Fiscalía General del Estado se encuentran bajo investigación cinco sospechosos –cuatro hombres y una mujer-, a quienes les aseguraron dos motocicletas, un bidón con gasolina y teléfonos celulares donde encontraron videos del momento en que provocaron los incendios.
De acuerdo a las investigaciones que realizan agentes de la Unidad de Combate al Narcomenudeo de la FGE, los sospechosos podrían pertenecer a un grupo delictivo y se les iba a pagar entre 500 y mil pesos por vehículo incendiado.
Durante la noche del sábado y madrugada del domingo pasado, se registraron 12 incendios de unidades automotrices que se encontraban estacionadas en diferentes puntos del oriente y sur de la ciudad.
Los sospechosos, que viajaban en motocicletas, utilizaron bombas molotov para provocar los incendios.
Tras dar seguimiento con las cámaras de vigilancia del C5i y del C4 Municipal, se logró la captura de siete personas, de las cuales dos de ellas fueron remitidas a la Dirección de Juzgados Cívicos Municipales, en el Complejo de la SSPM, mientras se confirma su posible participación en los hechos.
Mientras tanto, en la Unidad Especializada en Investigaciones de Alto Impacto de la Agencia Estatal de Investigación Criminal (AEIC) de la FGE, están bajo investigación cuatro hombres y una mujer que fueron detenidos tras los operativos que se implementaron.
Se trata de quienes fueron identificados como Guadalupe, de 23 años e Iván, de 30 años, quienes fueron detenidos por policías estatales en la calle Frida Kahlo y esquina con la calle Renato Leduc, en el fraccionamiento Pintores Mexicanos.
Asimismo, policías preventivos de Aguascalientes arrestaron a tres sospechosos más identificados como Héctor Iván, José Alfredo e Ivonne, a quienes interceptaron sobre la avenida Convención Sur y cruce con avenida Mahatma Gandhi, cuando se desplazaban a bordo de dos motocicletas utilizadas en los ataques con bombas molotov.