Isaac Flores
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 27-Aug-2021 .-A lo largo de 12 meses, el paramédico Francisco Sánchez ha prestado tanques de oxígeno medicinal de forma gratuita a pacientes con Covid-19.
Incluso vendió su auto en enero pasado para comprar más cilindros, debido al alto número de solicitudes recibidas por su asociación de urgencias médicas, Emergencias CDMX Base Lince, ubicada en el Barrio de San Pedro, Iztapalapa.
“(Por nuestras redes sociales) nos empezaron a buscar, que si teníamos tanques de oxígeno, que si les prestábamos uno, y se fue divulgando con amigos.
“Llegó el momento en el que un día nos marcaron 10 personas para pedirnos tanques de oxígeno y nosotros ya no teníamos, entonces yo y mi esposa nos sentíamos impotentes de poder seguir ayudando”, detalló Sánchez, quien es conocido como Lince.
Su historia es una de las 10 finalistas de la campaña Héroes Mazda México, organizada por una automotriz para dar a conocer las iniciativas con las que ciudadanos han enfrentado la pandemia.
Tras la venta del auto, el también rescatista del grupo Topos compró 5 tanques de 9 mil 500 litros, con los que sumó 13 cilindros que le han permitido atender al menos a 350 personas. Tan sólo uno de estos ha sido prestado en 106 ocasiones.
Durante la tercera ola, Sánchez ha seguido realizando préstamos de este tipo de equipamiento y aseguró que la demanda no ha disminuido en los últimos cinco meses.
“Anteriormente nos pedían tanques de oxígeno para gente adulta, ahorita nos han estado pidiendo tanques de oxígeno, pero para gente joven”, aseguró.
Otro de los nominados en la campaña es Arturo Córdoba, quien desde agosto pasado ha ofrecido consultas médicas a alrededor de 500 personas en situación de calle.
Durante sus recorridos por el Centro Histórico, trataba fracturas y heridas que no podían ser atendidas debido a la alta ocupación de los hospitales públicos en la Capital.
La experiencia también le ha permitido atestiguar los impactos que tuvo la pandemia en esta población.
“Se mueven en grupos o en solitario, pero a donde hay más gente, más afluencia de personas, y justamente en la pandemia, que nadie salía, era cuando más desesperados estaban”, explicó el egresado de la Facultad de Medicina de la Universidad La Salle.