Los contagios de COVID-19 alcanzaron a las colonias del oriente de la ciudad, donde ya comenzaron a enfermarse, lo que pone en situación de vulnerabilidad a las que son jefas de familia y con el riesgo de que sus hijos puedan contagiarse o incluso quedar en la orfandad, alertó la presidenta de la Asociación Mujeres Jefas de Familia, Gwendolyne Negrete Sánchez.
Detalló que en su asociación hay mucha preocupación porque Aguascalientes se encuentra en semáforo rojo luego de que la situación de contagios ya alcanzó ahora sí a las colonias de la zona oriente y “sospecho que va a venir una situación muy grave en cuestión de salud, porque si alguien empieza, los contagios van a ser masivos y de manera imparable. Hoy ya empiezan los brotes y seguramente va a colapsar definitivamente el sistema de salud recordando que allá está el grueso de la población”.
Comentó que los brotes que se han estado dando en el oriente son porque la gente no guardó la cuarentena ni el aislamiento ante la incredulidad de que era un mito o un invento del Gobierno, por lo que hoy ya empiezan a enfermarse y al no haber ya Seguro Popular, muchas personas están con la preocupación de que no hay un hospital que los pueda recibir y a dónde se van a ir a atender.
Afirmó que esta situación es complicada ya que, en caso de enfermar las madres jefas de familia y al faltar la mamá, ¿dónde van a quedar los niños, a cargo de quién? y menos ahora que ya no hay el Seguro de Vida para Jefas de Familia que en algún momento fue impulsado por dicha asociación a nivel nacional durante el sexenio anterior. “Hoy que ya no existe, entonces ¿qué va a pasar con todas estas mamás si llegaran a faltar, quién se va a hacer cargo de los niños, quién los va a mantener, quién los va alimentar y cómo van a subsistir? Porque entonces esa familia que queda desprotegida va a caer en una mayor pobreza. ¿Está preparado el DIF para recibir a tanto huérfano en caso de que faltaran las mamás o los orfanatos, cualquiera de los que existen en Aguascalientes y que están en sobrecupo?”.