Hasta ahora no se tiene identificado el origen del problema que genera que los camiones urbanos lleven sobrecupo particularmente en las llamadas “horas pico”, pues los operadores tienen el compromiso de cuidar tanto el aforo de las unidades como las medidas sanitarias establecidas, para garantizar que el pasajero viaje seguro, lo cual tienen inclusive por escrito.
Ricardo Serrano Rangel, coordinador de Movilidad del Estado, dio a conocer que la programación de las rutas es diseñada a la par con los operadores del servicio y se hace de manera semanal, considerando las horas de máxima demanda.
Refirió que se consideran intervalos sobre todo en los horarios en que más personas hacen uso del servicio de transporte y por zonas, “cada 10 minutos debe estar pasando la 9, la 33 pasa cada 35 minutos, en 44 minutos está la 14 y otras, ese es el promedio y vamos buscando”, dijo, la manera de mejorar la atención al usuario.
Pero además puntualizó que se ha buscado la manera también de aumentar el número de unidades en las rutas más demandadas, para lo cual se ha comenzado a dispersar el apoyo para que los permisionarios tengan la posibilidad de dar mantenimiento o reparar unidades que pudieran estar descompuestas y por ende fuera de servicio.
Citó que para atender la ruta 50 que cubre parte importante del tercer anillo periférico se cuenta con 36 vehículos que tienen que estar pasando en intervalos de 6 minutos, en la ruta 40 son 11 carros que pasan con 12 minutos de diferencia entre uno y otro; en la ruta 20 son dos carros “alimentadores” que pasan cada 26 minutos de norte a sur y 18 camiones adicionales con intervalos de 15 minutos.
Comentó que de mucha ayuda han sido las terminales de Barberena y Mahatma Gandhi, pues al permitir que los operadores dejen los camiones estacionados allí, también ayuda a que los empresarios tengan sus empleados que les den mantenimiento en el lugar y al día siguiente estén en condiciones de ser puestos en circulación, y así también, se tenga conocimiento inmediato sobre si alguna unidad está fallando.
Serrano Rangel informó que desde la semana pasada comenzó a hacerse la dispersión del apoyo económico para los propietarios de los camiones urbanos, para que puedan dar el mantenimiento a sus unidades y así, de manera paulatina ir agregando más camiones a la circulación, “es importante el apoyo que se está dando para que los carros anden al 100 trabajando en la calle, ante la dinámica de incremento, validamos los escenarios para poder acelerar el proceso de descongestionamiento para tener carros en un solo sistema”, concluyó.