RODRIGO ÁVALOS ARIZMENDI

Las campañas políticas electorales ya iniciaron. Algunos partidos políticos comenzaron su lucha por las diferentes posiciones de elección popular desde el domingo por la noche y otros el lunes muy temprano. Con esto la ciudadanía padecerá algo así como mes y medio de una tortura mediática a todas horas. Y mientras los candidatos andan en su rollo de tratar de ganar las elecciones recorriendo tianguis, mercados y agrupaciones de taxistas, que son los sitios más concurridos por la mayoría de candidatos elección tras elección, se han olvidado y han hecho olvidar a la población con sus batallas locales, de algo que está en riesgo de mucho mayor peso político que es el respeto a la Constitución Política de nuestro país y en consecuencia a la legalidad en lo referente a la ampliación del periodo del Ministro de la Suprema Corte de Justicia de la Nación Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, a quien por obra y gracia del presidente López Obrador, así como con la complicidad del Senado y de la Cámara de Diputados, se le ampliará su periodo dos años más al frente del máximo tribunal de la nación. El presidente López Obrador al más puro estilo de Don Perpetuo del Rosal, de los Supermachos de Rius, está manejando las leyes y a la Corte en este caso para medirle el agua a los camotes y ver qué cara hacen los ciudadanos para más adelante tratar de ampliar el periodo constitucional de su periodo presidencial. López Obrador ha comenzado a mostrar su juego cuando apenas está a punto de cumplir la mitad de su sexenio. Lo que está en riesgo son los fundamentos del estado democrático de Derecho. No es exagerado si decimos que hasta hace poco el presidente López Obrador había estado haciendo modificaciones de política pública. Cambios a la forma como se administran las cosas de gobierno, la austeridad, etc. Pero esta primera propuesta para eliminar al Instituto Nacional Electoral, disminuir diputados plurinominales, etc., que ya anunció el presidente y estos ataques son parte de esa estrategia. Lo que estamos viendo es que el presidente va durante la segunda mitad de su sexenio a modificar muchas de las bases democráticas del estado mexicano. Esto sí es muy preocupante porque tenga o no los votos en el Congreso, esto es lo que va a intentar hacer López Obrador. De tal forma que de aquí al 6 de junio esto es lo que vamos a ver: Una desacreditación creciente del INE, conflictos crecientes, y el 7 de junio lo que veremos son conflictos post electorales por sorpresivo que parezca. MORENA va a ser el partido más votado pero sus candidatos perdedores, que los habrá, van a decir que perdieron por fraudes del INE. Esto es, digamos, lo mayor, lo cual es preocupante por el país. Luego vendrá una decisión fundamental en los próximos días por parte del Tribunal Electoral que tiene que ver con que si ratifica las medidas que el INE anunció para evitar la sobre representación artificial de los partidos en el Congreso. Es una propuesta innovadora que hizo el INE hace casi un mes, que es un concepto que se llama “afiliación efectiva” y que lo que va a permitir es que los partidos realmente tengan los diputados que les corresponde conforme a la votación. Esto se iba a votar la semana pasada, pero por alguna situación que nos debe preocupar se bajó de la orden del día. Seguramente ya empezaron las presiones del gobierno. Probablemente algunos magistrados están sometidos a esas presiones más que otros y también preocupa que una vez más el tribunal pudiera ceder a esa presión. Esperamos que no. Que el tribunal ratifique esta decisión, porque es fundamental que cada partido obtenga el número de diputados que les corresponde conforme a la votación y éste es uno de los temas que viene en los próximos días, sin olvidar un tema que está muy caliente que es el relativo a las candidaturas de Félix Salgado Macedonio y de Raúl Morón en donde estamos a la expectativa para saber qué va a decidir el Tribunal Federal Electoral en lo referente a la decisión que tomó el INE de cancelarles sus candidaturas y qué va a suceder finalmente con la propuesta del Magistrado Fuentes para el tema que le comenté líneas arriba de la sobre representación en la Cámara de Diputados, que debe ser, de acuerdo con la ley del 8%, y en este momento MORENA lo tiene rebasado aproximadamente en un 16%.

No cabe duda que vienen días y semanas muy interesantes políticamente hablando pues hay mucho en juego en este momento.

En lo referente a los partidos y sus candidatos en Aguascalientes, hemos estado viendo cómo los momios siguen siendo los mismos, la competencia será casi nada más entre tres partidos: El PAN, MORENA y Movimiento Ciudadano, que está echando toda la carne al asador. Aunque en MORENA las luchas intestinas están mortales. La pelea por derrocar a varios de sus candidatos, empezando por el que va por la alcaldía del municipio de Aguascalientes, está tremenda, a pesar de que Mario Delgado, presidente de MORENA, vino a Aguascalientes el lunes pasado a ratificarlos. Este tipo de peleas internas van a diezmar enormemente al partido del presidente, lo cual para la ciudadanía resulta increíble.