Aunque el Municipio de Aguascalientes ha liberado a todos los sectores mercantiles para que puedan ofrecer y comerciar al público general, esto no podrá ser sino hasta que Regulación Sanitaria lo vaya permitiendo a cada giro tras la autorización del protocolo sanitario que se deberá implementar en los establecimientos.

Octavio Jiménez Macías dio a conocer que entre lunes o martes de la semana que inicia, será presentado un protocolo general que podrá ser tomado como base para que se hagan otros para el resto de los negocios que pretendan abrir sus puertas, lo cual, insistió, será de manera paulatina; “lo básico es el uso de cubrebocas, lavado de manos o uso de gel antibacterial, la sanitización del lugar y la sana distancia”.

Por lo pronto los que tienen autorización para abrir son los restaurantes y no con cupo completo, siempre y cuando sus protocolos de sanidad hayan sido ya aprobados por Regulación Sanitaria, si bien hay bares con servicio de restaurante, se cuidará que se cumpla específicamente con este giro de venta de alimentos que sean acompañados con alguna bebida y no al revés, que las bebidas sean acompañadas con algún alimento.

“De ahí que la inspección en estos días será minuciosa en ese tipo de establecimientos, pues todavía no hay autorización para antros ni bares, y en el caso del comercio también se tiene la obligación de cumplir con el protocolo debido”.

Para el caso de los restaurantes se permitirá que una mesa sea ocupada hasta por una familia, pero deberá haber distancia de por lo menos 1.5 metros entre mesa y mesa.

En cuanto al sector comercio, los que tienen la autorización son los de mercancía esencial, en tanto que el resto de los giros instalados en las plazas comerciales podrán hacerlo bajo el compromiso de cumplir con las medidas sanitarias establecidas.

¿Y LOS GIMNASIOS? El director de Regulación Sanitaria refirió que en cuanto se liberó la actividad por parte del Municipio de Aguascalientes, recibió la visita de dueños de gimnasios con la esperanza de poder abrir pronto, no obstante estos centros de activación física, como los baños de vapor, antros y salones de fiestas podrían ser de los últimos en abrir, toda vez que por lo general su servicio es en espacios cerrados con concentración de personas.

Particularmente en los gimnasios se deberán tener un protocolo muy específico y con mucho compromiso de cumplimiento, debido a que allí se tiene actividad pulmonar y el riesgo de contagio podría ser alto de no tomar las medidas preventivas; “todos podrán, sólo hay que esperar un poco”.