Lejos de disminuir, la violencia hacia la mujer persiste en Aguascalientes donde la constante es la física seguida de la psicológica, estableció la presidenta de la Fundación Mujer Contemporánea, Roxana D’Escobar López Arellano.
La activista indicó que cerraron el mes de octubre con cuatro familias en el Refugio de Mujer Contemporánea y a la fecha atienden a cinco, aunque no descartan que la cifra pudiera incrementar durante los meses de noviembre y diciembre. Señaló que en lo que va de este año llevan más de 53 familias atendidas, misma cifra con la que cerraron durante todo el año 2020, por lo que estiman cerrar el 2021 con 60 familias atendidas.
Indicó que los meses que más han tenido familias en el Refugio durante este año han sido julio y agosto en que llegaron a atender a 9 y consideró que probablemente se debió a que era también periodo vacacional de los niños. “Nosotros lo atribuimos básicamente a que en ese momento los niños ya no tenían clases, además hubo el ofrecimiento de que en agosto regresaron a clases presenciales y pensamos que mucho de que ya no estén tantas familias en el Refugio en la actualidad es por eso, que se está volviendo a la normalidad”.

SE RECRUDECE VIOLENCIA
Casos recurrentes registrados por Mujer Contemporánea:
· Agresiones físicas con el riesgo de muerte
· Intentos de homicidio
· Violencia psicológica
· Intentos de suicidio

“El flujo es constante. A veces sube y a veces baja un poquito (…) nosotros seguimos trabajando contra viento y marea, creo que lo hemos demostrado a lo largo de estos 26 años…” Roxana D’Escobar