La fuga de talento continúa afectando a las Centellas, que históricamente han enfrentado dificultades para retener a jugadoras de primer nivel debido al mayor poder económico de otros clubes en la Liga MX Femenil. Durante los primeros días del mercado de verano, se confirmaron las salidas de Lupita Fernández y Danielle Fuentes, las dos jugadoras más productivas a nivel ofensivo del torneo anterior. Este viernes, se anunció también la partida de Ximena D’Acosta, una de las futbolistas jóvenes más prometedoras de la institución.
«Daco», como es conocida entre sus compañeras, inició su carrera en las categorías juveniles tras una extensa trayectoria en el fútbol amateur femenil de Aguascalientes. Con la Sub-18 estuvo cerca de conseguir un título y posteriormente ascendió al primer equipo, donde se consolidó como una jugadora habitual en la alineación.
La delantera confirmó su salida del club a través de sus redes sociales con el siguiente mensaje: “Hoy, después de casi tres años defendiendo esta institución, me toca decir adiós. Gracias, Club Necaxa, por creer y confiar en mí desde el primer momento, por permitirme vivir y cumplir el sueño de muchas. Defendí esta camiseta hasta el último segundo que pude. Me llevo al rayo en el corazón, así como a cada una de mis compañeras y cada persona que se cruzó en mi camino. A la afición, no me queda más que agradecerles el apoyo incondicional y todo el cariño que he recibido a lo largo de estos años.”
Con esta salida, ya son tres las futbolistas de ataque que no formarán parte de Centellas de cara al próximo torneo, representando bajas significativas que la directiva deberá cubrir con jugadoras de las fuerzas básicas o mediante algunos refuerzos que puedan llegar en las próximas semanas.