Durante el primer cuatrimestre del año, la incidencia delictiva contra unidades de carga en el país ha aumentado 6%, respecto del mismo periodo del año pasado, lamentó la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar).

La cifra de delitos cometidos en el periodo pasó de 3 mil 899 a 4 mil 134 entre enero y abril de 2018 a 2019, respectivamente, según datos oficiales del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

El organismo, presidido en Aguascalientes por Roberto Díaz Ruiz, expresó a nivel nacional su tristeza y desesperación ante la muerte de varios conductores a manos de delincuentes que roban y matan prácticamente todos los días.

En su posicionamiento, lamentó los hechos violentos que han venido creciendo contra esta rama productiva en la que muchos de los operadores han sido víctimas de robos, ataques, agresiones, golpes, tortura, secuestros y asesinatos por el robo del camión y mercancía.

Dejó en claro que para la Canacar los acontecimientos no se tratan de una estadística más, sino de valiosas vidas humanas que, al amparo de la inseguridad creciente, se han perdido en actos cobardes y desmedidas agresiones por parte de los delincuentes contra choferes.

Aseguró que el gremio de transportistas participa con las autoridades y está dispuesto a seguir haciéndolo activamente, porque hoy más que nunca se requiere del apoyo y trabajo coordinado para vencer esta terrible etapa que vive el país y particularmente el sector.

“La ola de robos con violencia reportó 3 mil 199 hechos delictivos con fuertes agresiones, y en el mismo periodo de 2019 se perpetraron 3 mil 652 actos con el mismo método de grave intimidación y daño a las personas. Esto significa un aumento del 14% durante dicho periodo, porcentaje que resulta más alto que el incremento que sufrió el universo de robos reportados por la autoridad federal a nivel nacional”.

Asimismo, subrayó que los transportistas afiliados a Canacar no bajarán la guardia en la lucha contra la inseguridad y manifestó el respaldo al Gobierno Federal en la implementación de nuevos esquemas de seguridad como la Guardia Nacional y el Plan de Carreteras Seguras.

Finalmente, aseguró que no dejarán de participar, para lograr regresar la seguridad a todos los mexicanos, preservarla y evitar un mayor daño, sobre todo a las familias de aquellos mexicanos que son un orgullo para el transporte: los conductores.