Persisten los problemas de las citas para la realización de trámites ante el Servicio de Administración Tributaria, a pesar de la implementación del portal de Fila Virtual, destacó el ex presidente del Colegio de Contadores Públicos de Aguascalientes, José Alfredo Franco Hernández.
El especialista resaltó que si bien el SAT ha hecho esfuerzos por regularizar esta situación, empezando por reconocer que se estaban vendiendo citas tras la denuncia hecha por ciertos organismos, entre ellos el Instituto Mexicano de Contadores Públicos, la autoridad hacendaria implementó una plataforma para su otorgamiento, la cual resulta interesante en su intención, sin embargo, aún no está 100% funcional.
Comentó que con la plataforma https://citas.sat.gob.mx/, lo que la autoridad busca es meter más candados para evitar que se den citas de manera indebida, pero falta que se implemente en su totalidad y es el objetivo. “Hasta la semana pasada no se había implementado una herramienta donde tú ingresas a la página a buscar una cita y si ésta no está, te apuntes en algo que llaman ellos como una fila de espera”.
Apuntó que a la fecha siguen sin existir citas con mucha frecuencia para dos trámites fundamentales como es el alta al RFC de una persona moral y lo que es la baja en el RFC y que prácticamente no hay. “Si bien desde la semana pasada ya está funcionando la Fila Virtual del SAT, sigue sin haber citas para trámites de cancelación de RFC de empresas”.
Por lo anterior, dijo que lo deseable es que esta nueva manera de otorgar las citas también venga aparejada con un poco de inteligencia artificial y que el SAT realmente empiece a detectar que en una fila de espera hay cierta cantidad de personas que quieren hacer un trámite de cancelación en el RFC y no hay citas, de tal manera que se puedan otorgar las mismas, pero a la fecha no se ha logrado regularizar el tema hacia todos los trámites.
Finalmente, destacó que este tema viene aparejado con la nueva forma de trabajar del SAT, la cual es un poco más inquisitiva y más con la Reforma Fiscal ya que cada vez tienen más elementos para apretar a los contribuyentes, sobre todo para cuando se busca cerrar una empresa y se tiene todo listo y nada más falta la cita para hacer el trámite que tiene que ser presencial. “Te revisan como si fueras un vendedor de facturas y eso es muy triste, no debería ser tan inquisitivo y revisor, debiera ser más orientador”.

¡Participa con tu opinión!