Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El coronavirus, declarado desde ayer pandemia, está cerrando fronteras y separando al mundo.
Por ejemplo, el Presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció ayer la suspensión de todos los vuelos a ese país procedentes de Europa durante los próximos 30 días, a partir de las 23:59 horas de este viernes.
La medida es parte de los esfuerzos de la Administración Trump para combatir la propagación del Covid-19.
En un mensaje a la nación, después de días de minimizar la amenaza, el Mandatario culpó a la Unión Europea de no haber actuado lo suficientemente rápido para contener el brote.
“Una gran cantidad de nuevos casos en EU fueron provocados por viajeros que llegaron de Europa”, subrayó.
Más temprano, Robert Redfield, director de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, advirtió que “Europa es la nueva China”.
Los casos de coronavirus fuera del gigante asiático se han multiplicado por 13 en las últimas dos semanas, con el mayor número de infecciones en Italia (12 mil 462). Las cifras globales ascienden a 126 mil 254 contagios Y 4 mil 637 decesos.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró el virus como una pandemia, en un intento de presionar a los países a tomar medidas más urgentes y agresivas.
China, que ha registrado un importante descenso de casos, teme un reingreso del virus desde el exterior por lo que anunció que todos los visitantes que lleguen del extranjero serán puestos en cuarentena por 14 días. De 24 nuevos casos reportados ayer en la nación asiática, cinco procedieron de Italia y uno de Estados Unidos.
El Salvador, que no registra casos, informó ayer que queda prohibida la entrada al país de cualquier persona que no sea residente o diplomático.
Ayer, la NBA informó la suspensión indefinida de lo que resta de la actual temporada de juegos luego que un integrante de Utah Jazz diera positivo al virus.
El actor Tom Hanks anunció también, vía Instagram, que él y su esposa Rita Wilson fueron contagiados estando en Australia.