El vocero de la Alianza de Transportistas Urbanos y Suburbanos de Aguascalientes, Manuel de la Cruz Ricalde, informó que el pasaje en sus setecientas unidades que se movilizan por cuarenta y siete rutas de la ciudad de Aguascalientes no han registrado un mayor flujo extraordinario, esto desde que inició la situación de la gasolina en el estado.
“En este momento y con el regreso a clase de los estudiantes universitarios y gradualmente los de las preparatorias, la población usuaria promedio asciende a 270 mil pasajeros en Aguascalientes, que es un comportamiento natural con respecto a otros años”, indicó.
La expectativa inicial de que la población de pasajeros podría incrementarse para suplir el uso del vehículo particular, sencillamente no ha sucedido, aunque se extiende la invitación a recurrir a este servicio en caso de desear dejar sus unidades en sus domicilios particulares o de trabajo, apuntó el vocero de la ATUSA.
Sin embargo, el próximo lunes es el retorno a clases de las escuelas bachilleres de todo el estado y en el caso de la ciudad capital se multiplicará el flujo de la población estudiantil que se subirá al transporte colectivo urbano para llegar a sus planteles educativos.
En este sentido, el vocero comentó que un elevado número de estudiantes se han acercado a la Alianza de Transportistas Urbanos y Suburbanos para renovar sus credenciales para acceder a los descuentos en sus traslados a las instituciones educativas tanto de preparatoria como universitarias.
Finalmente, Manuel de la Cruz Ricalde sostuvo que por el momento no se tiene ningún contratiempo para prestar el servicio de transporte urbano y suburbano en Aguascalientes, motivo por el cual la ciudadanía debe estar segura de que cuando requiera movilizarse por la ciudad desde su casa o trabajo hacia algún punto en específico, encontrará las alternativas para hacerlo.