Fernanda Palacios
Agencia Reforma

CDMX.- Kalimba aprendió a perderle el miedo a las adversidades y fracasos hace muchos años, y por ello, cuando llegó la pandemia y provocó la cancelación de todos sus planes, lejos de estancarse, decidió mirar hacia adelante.
“Para mí el 2020 pintaba con mi gira, nuevo disco, gira de OV7 de los 30 años, la bioserie del grupo… Se me cayeron 86 shows para ser más literal, ¡86! Yo jamás esperaba eso. Estaba también lanzando mi disquera, finalmente, con nuevos artistas, y no lo pude hacer.
“Se me cayó todo, pero gracias a Dios yo muchos años antes ya había entendido que nada estaba en mi control, y en ese momento, cuando sucedió todo esto, en vez de preguntarme ‘¿por qué?’, me pregunté ‘¿para qué?'”, compartió el cantante, en entrevista telefónica.
Usando el tiempo a su favor en lo personal pero también en lo profesional, ahora hasta ha podido agregar otro logro a su lista: sacar su propia línea de ropa junto a su amigo Yamasaki, un sueño que parte de su amor a la moda, un mundo en el que ha estado inmerso participando en pasarelas alrededor de México y en otras locaciones en Nueva York, Miami y hasta Punta Cana.
“En realidad la marca la tiene Yamasaki ya desde hace 10 años, y él ya me había patrocinado anteriormente y llegamos a este punto en el que nos conocemos muy bien. Me enseñó su nueva colección y quería que fuera la imagen y le dije ‘¿qué te parece si en lugar de eso nos asociamos?’
“Me va a vestir para mi gira, ya está vistiendo a varios de mis artistas, estamos buscando vestir a otros y luego sacaremos en unos meses una parte altruista de la colección Yamasaki by Kalimba, para mi fundación, y de ahí se donará el 20 por ciento”, explicó el artista, asegurando que sus diseños ya han despertado el interés de su público, pues los ha presumido en los videoclips de sus temas “Exclusivos” y “La Quiero Para Mí”.
A la espera de poder arrancar la gira de su próximo álbum, 6 P. M., que prevé lanzar en marzo del 2022, regresará a los escenarios con el teatro, en las puestas Sie7e Reinventando Tus Pecados y Jesucristo Superestrella, quedando pendiente el reencuentro junto a sus compañeros de OV7 con su gira de celebración por sus 30 años.
“Nada está cancelado todavía, pero como no podemos estar seguros de para cuándo, porque seguimos en esta inestabilidad por la pandemia, todavía no podemos estar seguros de qué sigue, entonces hemos decidido poner en stand by a OV7, y como la serie iba de la mano con estos conciertos, también está en pausa”, explicó el músico, de 38 años.
Sobre si el proyecto ha causado roces entre los integrantes, como se ha rumorado en algunos sitios, aseguró que es completamente falso.
“¡Es un chismesazo!, de hecho, ni siquiera sé de dónde salió, y además, salió conmigo, es lo que más risa me da. Leí la nota y decía ‘Kalimba está enojado’, y yo ¿por qué voy a estar enojado? ‘Porque sus compañeros no le avisaron’.
“Para empezar, ¿sí saben que uno de los seis es mi hermana (M’Balia)? Es una tontería que crean que mi hermana no me va a decir. Pon tú que a los otros cinco se les pasara, que tampoco, porque son mis hermanos de hace 32 años, ¿pero ella? Y la parte legal, no pueden hacer una serie de mi vida si yo no firmo, por lo cual es forzoso tener mi autorización, entonces es una tontería”, expresó entre risas.

ASÍ LO DIJO
“Si yo tengo miedo a fracasar, nunca lo voy a intentar, y si no lo intento nunca, no voy a tener éxito, entonces sí, probablemente haga 40 camisas malas antes de llegar a la que va a vender, pero perdí el miedo y esa es clave”.
Kalimba, artista y empresario.